14 de febrero de 2014 15:18 PM
Imprimir

Piden al intendente que rechace definitivamente la planta de Monsanto

“Queremos que el intendente rechace la instalación de la multinacional” como lo hizo su colega “Juan Jure en Río Cuarto. Si no lo hace, seguiremos con el acampe por tiempo indefinido”, dijo a la prensa Gastón Mazzalay, de la asamblea “Malvinas Lucha por la Vida”. Mazzalay anunció que el jueves 20 próximo a las 18 […]

“Queremos que el intendente rechace la instalación de la multinacional” como lo hizo su colega “Juan Jure en Río Cuarto. Si no lo hace, seguiremos con el acampe por tiempo indefinido”, dijo a la prensa Gastón Mazzalay, de la asamblea “Malvinas Lucha por la Vida”.

Mazzalay anunció que el jueves 20 próximo a las 18 se reunirán en la “Plaza de las Madres” y marcharán a “la sede municipal para exigir el no definitivo a Monsanto y el sí a la vida”.

El 27 de noviembre pasado Jure, también radical, rechazó mediante un decreto el pedido de Monsanto para radicar en Río Cuarto un centro de investigación y mejoramiento de soja e híbridos de maíz.

El intendente basó la negativa en la necesidad de “garantizar la tranquilidad y la paz social” en esa ciudad, a 216 kilómetros de la capital cordobesa, por la “preocupación” que instituciones de la ciudad plantearon ante el proyecto.

El pedido de los ambientalistas llega tres días después de que la Comisión Técnica Interdisciplinaria de la Secretaría de Ambiente de Córdoba desaprobó el informe de impacto ambiental presentado por Monsanto para poder operar en Malvinas Argentinas.

Pese al pedido de los ambientalistas y vecinos, el gerente de Asuntos Corporativos de Monsanto, Adrián Vilaplana, anticipó ayer que la empresa presentará un nuevo informe de impacto ambiental, que iniciará “desde cero”.

“Nuestro objetivo es estar 200 años en Córdoba. No es un negocio temporal, sino de larguísimo plazo. Venir a Córdoba fue una decisión muy pensada. Tomamos nota de lo que la Secretaría de Ambiente nos ha dicho y nuestra decisión es iniciar un estudio de impacto ambiental nuevo, de cero”, dijo el ejecutivo a la prensa.

En enero pasado, la Sala Segunda de la Cámara del Trabajo de Córdoba hizo lugar a una acción de amparo promovida por vecinos y ambientalistas y ordenó paralizar las obras en la planta hasta tanto Monsanto presentara el estudio de impacto ambiental.

El fallo también dispuso la celebración de un audiencia pública para que los vecinos tuvieran la oportunidad de expedirse sobre la conveniencia o no del establecimiento de la planta en Malvinas Argentinas.

Desde el 18 de septiembre pasado, la Asamblea Malvinas Lucha por la Vida, Madres de Barrio Ituzaingó, vecinos autoconvocados y entidades sociales bloquean el paso de camiones con materiales para construir en esa población la secadora de semillas de maíz más grande del mundo.

La planta proyectada es similar a la establecida en la ciudad bonaerense de Rojas y se construye en un predio de 27 hectáreas ubicado sobre la ruta provincial A 188.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Agromeat

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *