23 de febrero de 2014 21:36 PM
Imprimir

Se viene un marzo caliente: prevén fuertes aumentos en colegios, naftas, prepagas y alimentos

Para la medicina será 5% y en las escuelas privadas llegaría a 27%. Se espera además un aumento de 6% en las naftas, que ya fue autorizado por el Gobierno.

Con el arranque de marzo, habrá aumentos de precios en los combustibles, las cuotas de la medicina prepaga y productos de consumo masivo, como alimentos, bebidas y artículos de limpieza y tocador. 

También se estima que subirán las cuotas y matrículas de los colegios privados.

El Gobierno autorizó a las petroleras a ajustar los precios de sus combustibles un promedio de 6% durante febrero -con picos de hasta 8% en las naftas más caras de YPF- y las compañías planean aplicar un incremento similar desde el sábado que viene, relata el diario Clarín este domingo.

Y en la Secretaría de Comercio Interior también están los pedidos de las fabricantes de productos de consumo masivo para aplicar subas en la mayoría de los artículos. Como el Gobierno no acepta modificar los valores de los “precios cuidados”, las empresas piden por las marcas que están en góndolas y no forman parte de ese acuerdo, a los que muchos llaman, mitad en broma y mitad en serio, los “descuidados”.

Los clientes de las empresas de medicina prepaga recibieron cartas con ajustes en las cuotas durante el verano. Fue por un incremento de 9% aplicado en diciembre, que las compañías hicieron retroactivo y trasladaron durante enero y febrero, llegando a representar una suba del 27% en lo pagado durante los primeros días de febrero. Ahora, la Casa Rosada los autorizó a otro incremento de 5,5%.

Con la atención del Gobierno puesta en los “precios cuidados”, las empresas de consumo masivo buscar aplicar incrementos en los “no cuidados”. Esgrimen que el peso se devaluó 18% en lo que va del año y que sus costos se elevaron. En el Ejecutivo no quieren que ese incremento se vea en las góndolas de las cadenas de súper. Sin embargo, al menos tres empresas grandes tienen en sus planes aplicar subas para los mayoristas y distribuidores, que es donde se abastecen los dueños de autoservicios y almacenes, asegura Clarín.

Uno de los argumentos de casi todas las compañías es que enfrentan mayores costos logísticos. Los combustibles subieron 9% en enero, otro 6% en febrero y se avecina otro incremento casi del mismo tenor. “Por el transporte de mercaderías más caro y la corrección del tipo de cambio, es casi imposible sostener los precios fijados por el Gobierno”, explicó el directivo de una multinacional que habló sobre el tema con el equipo del secretario Augusto Costa.

Las automotrices también están revisando sus listas de precios. Sin embargo, tras la caída de ventas del 30% que tuvieron en enero, son cuidadosos sobre ese sendero.

Fuente: iProfesional

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *