6 de septiembre de 2015 13:51 PM
Imprimir

Crisis lechera : Santa Fe propondrá una salida

La cadena láctea santafesina elevará a la Nación un esquema para poder exportar y descomprimir el mercado doméstico, el que se encuentra sobreofertado de materia prima y genera fuertes bajas al productor. Estrategias para administrar la crisis.

Si bien el documento no está definido aún, trascendió que el gobierno santafesino trabaja con entidades productivas y con sus pares de Córdoba y Entre Ríos para hacer llegar a la Nación una idea que podría resolver el problema coyuntural de sobrestock de leche.

El texto base, propone generar un aporte o gestión para aumentar las exportaciones, como única manera de salir del paso con fondos nacionales. Según fuentes oficiales, si bien los 30 centavos ayudan a la subsistencia, el tema pasa por saber cómo generar exportaciones en un escenario de escasa competitividad de nuestra economía. En este sentido, el financiamiento se implementaría a través de un cheque de pago de diferido que se pueda comercializar en Bolsa. Todavía resta ver cómo se implementa la letra fina, pero en principio, la industria pagaría ese excedente diferido a 180 días, y luego el productor podría venderlo en la Bolsa de Comercio (con algún descuento, claro está). El documento se haría conocer sobre el fin de semana o a principios de la próxima, y apuntaría a facilitar la comercialización de un 20 a 30% de leche sobrante en esta época de adelantamiento de primavera.

En diálogo con Campolitoral, Eduardo García Maritano (Plassaco), confirmó que lo único efectivo a tener presente de la situación actual es un volumen de leche muy superior al que se consume en el mercado interno, el que “si no se manda afuera es un caos. Es un problema físico, no se puede estoquear. Esto no es novedoso, ni insólito, ni inesperado. Históricamente esto se arbitraba con buenos precios internacionales y un tipo de cambio alto. Pero hoy todo está alineado en contra: los precios en baja internacional, y con dólar de 9.30 pasa lo mismo que con las frutas: hay un cuello de botella en primavera que implica que no es sólo que el productor cobre menos, sino que no hay chances de vender el excedente en el mercado interno. Es lo que llamamos una demanda inelástica”.

Pero dentro del negro panorama asoma algo bueno, y es que el diagnóstico es compartido por todos los eslabones. De allí que se entiende que si bien no hay una sola medida que por sí sola normalice la cadena, el trabajo público privado puede ser el comienzo. “Y darle al exportador la posibilidad de pensar un escenario distinto a futuro. Con este tipo de cambio no se puede exportar”, disparó.

“Se vienen meses muy complicados”

Por su parte, el titular de la Sociedad Rural de San Carlos, Diego Fournel, aseguró que la baja de precios, sumada a la amenaza de no retirar la producción, ponen al productor en jaque. Por eso, dirigentes de Carsfe se reunieron con industriales y funcionarios provinciales para avanzar en una solución conjunta. El ruralista sostuvo que se está a las puertas de un conflicto importante. “Hay un atraso cambiario que perjudica fuertemente a la producción, el que se suma a la baja de precios que recibe el productor, y al aumento de costos, que tornar inviable a la actividad”, añadió.

En este sentido el dirigente hizo referencia a la reunión llevada a cabo el último martes en el Ministerio de la Producción, de la que participaron productores y empresarios de la industria. “Allí se presentó la propuesta elevada por Carfse, que luego será elevada ante las máximas autoridades nacionales. Se sumarían a la propuesta las provincias de Córdoba y Buenos Aires, documento que se formalizaría los primeros días de la semana que viene”.

Forunel agregó que la propuesta de la entidad busca que el gobierno provincial se ponga a la cabeza del reclamo de sus tambos e industrias pidiendo al gobierno central, que las exportaciones que se realicen entre septiembre y diciembre 2015 liquiden las divisas dentro de los 180 días del embarque.

“Se utilizaría una carta de crédito para ingresar los dólares en los próximos seis meses. Con la carta como garantía, las empresas que cotizan en bolsa emitirían obligaciones y puedan vender la producción trabajando con el dólar del Rofex a marzo de 2016”. Además el dirigente expresó que es necesario que se pongan en marcha los mecanismos de financiamiento ya disponibles.

Capear el temporal

A nivel industrial, la baja al productor es inexorable. Si bien todavía no se oficializó el número, cada empresa dejó trascender cifras con importantes reducciones. Sin embargo, Sancor decidió no bajar el valor de los sólidos y mantener su política de sostén al asociado. La cooperativa está pagando a sus productores socios un promedio de $3,27 por la producción de agosto, con un piso de $3,18. El precio representa una baja de 7 centavos respecto al mes anterior (menos sólidos en mayor volumen), pero se sitúa por encima de las demás empresas en un rango de 25 a 80 centavos por litro. La empresa trata así de amortiguar el impacto del mercado, aunque sabe que las bajas se van a producir de todas maneras. En este sentido, remarcaron que están muy satisfechos con los resultados del último Programa de Desarrollo Tecnológico desarrollado en Córdoba, donde se vivió un evento de capacitación para coordinar estrategias que permitan transitar el temporal. Allí, los economistas que disertaron fueron muy duros sobre los escenarios que plantearon y en las salidas, a través de un análisis muy crudo. Además, las charlas sobre sanidad y sobre el tema generacional enriquecieron el evento. En el cierre, plantearon que aquellos productores que estén aplicando un manejo más afinado contarán con herramientas para anticiparse a la crisis y navegarla mejor, en empresas donde el tema emocional es clave.

A propósito de esto, desde la industria coincidieron con Fournel en el sentido que se vienen tiempos muy difíciles, con pronósticos climáticos bastante duros, por lo que no habrá que descuidar el impacto en las reservas y las estructuras forrajeras. En este sentido, destacaron que en estas etapas de crisis, las Cooperativas permiten una contención mayor al productor, y remarcaron la importancia de salir del corto plazo, viendo la imagen de la película y no de la foto, que también pasan cosas buenas (como la apertura de un tambo nuevo en Córdoba). “Si bien se viven momentos de mucha angustia, siempre hay un mañana donde apuntar”, enfatizaron desde la empresa.

Fuente: El Litoral

Publicidad