11 de septiembre de 2015 12:54 PM
Imprimir

“No hay ninguna perspectiva”, dicen desde Arrroyo

Daniel Arroyo insistió en que no hay perspectivas para el frigorífico, dado que no se cuenta con la materia prima para que el frigorífico trabaje como debe. Sostuvo que todo parecía encaminarse, pero hace unos días apareció un memorandum que no permite ingresar hacienda al sur, con lo cual sólo se puede traer hacienda para abastecer Bariloche y señaló que con la competencia que hay, es difícil vender. Espera una reunión con el gobernador para analizar cómo seguir, pero asegura que están muy próximos al cese de actividades.

Daniel Arroyo expresó en diálogo con Radio Seis que después de toda la situación que se vivió parecía que todo se encaminaba, con dos resoluciones que salieron tras el corte de ruta de los trabajadores, pero luego aparecieron memorandos que cambiaron la situación.

 

Explicó que “la idea era traer ganado de la Mesopotamia y aparece un memorando hace unos días que no permite ingresar hacienda al sur. No se puede pasar hacienda que viene procesada para abastecer el sur y así nos quedamos con que sólo podríamos traer hacienda para abastecer Bariloche, con el agravante que le permite a todos los frigoríficos del norte. Todo se concentra en Bariloche. Desde que se levantó la barrera podemos traer dos jaulas de hacienda, que cuesta vender, porque se concentra acá y con 80 empleados, este frigorífico es para más empleados”.

 

Manifestó que las noticias positivas duraron una semana “hasta que pusieron trabas a la actividad vía memorándum. Hace dos meses que faenamos tres o cuatro jaulas, ahora que puede entrar hacienda de Patagones para competir en Bariloche; cómo competimos. Arroyo hoy no tiene ninguna boca de venta. La que quedó es de otra sociedad de hecho, de un antiguo empleado. Como Arroyo no tenemos ninguna boca de expendio”, expresó.

Destacó que “en todo este proceso el único que nos apoyó fue el gobernador de la provincia, todos los que prometieron no pasó absolutamente nada, el gobernador fue el único que vino y pagó los salarios de un mes y luego otro y ahora está pagando el tercer mes, pero esto no sirve, lo está haciendo porque hay 80 personas que se quedan sin su salario”.

 

El empresario aseguró que “en esta situación no hay ninguna perspectiva, hay un frigorífico que tiene para faenar tres especies, dos ciclos (faena y despistes), embutido de frescos, cámaras de congelar y conservar, 2700 metros, habilitado por Senasa con capacidad de faena importante, por eso que la empresa llegó a tener 250 empleados, hoy tenemos 80 y nos sobran 40 si queremos faenar una o dos jaulas por semana. Esto no tiene ninguna solución, esperamos una reunión con el gobernador, plantearle la situación, son 18 hectáreas, con un frigorífico montado, en posibilidad de funcionar, pero no tenemos la materia prima, el patrimonio está, con la mitad de lo que vale se podría pagar lo que se debe, indemnizar la gente, levantar la convocatoria-.

Sin embargo señaló que no sirve para trabajarlo como industria y venderlo como desarrollo inmobiliario cambia de sentido.

Señaló que “hemos ofrecido parte del predio para que en caso de no poder seguir con la actividad se pueda solucionar el problema a la gente por lo menos con la indemnización”.
Finalmente resaltó que espera la reunión con el gobernador porque “me parece que políticamente, más allà de Arroyo, la desaparición de la planta de faena en este lugar es realmente preocupante, es el único frigorífico a 500 km a la redonda” y aseguró que están “muy próximos a la cesación de actividades”.

Fuente: bariloche2000.com

Publicidad