10 de noviembre de 2015 09:51 AM
Imprimir

Carne de animales criados sin antibióticos promotores de crecimiento en los hospitales estadounidenses

Científicos de la Universidad de California recomiendan utilizar carne de animales que hayan sido criados sin utilizar antibióticos promotores de crecimiento en las dietas de pacientes hospitalarios.

Una noticia publicada en la web de la Universidad de California San Francisco explica que durante los últimos dos años el UCSF Medical Center ha evitado la compra de carne proveniente de animales criados con antibióticos promotores de crecimiento, como medida de presión para evitar el consumo abusivo de antibióticos en ganadería, y los investigadores de esa universidad animan a los hospitales del resto de Estados Unidos a hacer lo mismo.

 

Hasta el momento, el UCSF Medical Center ha conseguido que un tercio de la carne que se sirve en las dietas de los pacientes y en la cafetería del centro provenga de animales que sólo han recibido antibióticos a través de tratamientos terapéuticos.

 

El 80 % de los antibióticos que se utilizan actualmente en Estados Unidos se están consumiendo en la producción ganadera y, lo que es más grave, la mayor parte de ellos son productos que se utilizan en tratamientos de pacientes humanos. “Esta práctica hace que se desarrollen resistencias antimicrobianas”, afirma Thomas B. Newman, profesor de Epidemiología y Bioestadística y pediatra en el UCSF Medical Center. Por su parte, la Infectious Diseases Society of America estima que las resistencias a los antibióticos están teniendo un coste de entre 21.000 y 34.000 millones de dólares al año sólo en Estados Unidos.

Aunque la Casa Blanca ya ha puesto en marcha un plan para combatir las resistencias bacterianas a los antibióticos, Newman afirma que no va a conseguir sus objetivos porque no limita el uso de estos fármacos en producción animal. El Gobierno norteamericano sólo marca una serie de buenas prácticas voluntarias para la industria ganadera, pero sigue permitiendo el uso de antibióticos de forma rutinaria como medicaciones preventivas.

 

Los especialistas del UCSF Medical Center anima a poner en marcha medidas de presión que obligue a la ganadería a poner en marcha esas buenas prácticas de uso de los antibióticos: “Los hospitales tienen una responsabilidad moral de servir a la comunidad y a sus pacientes”, asevera Michael J. Martin, profesor adjunto de Epidemiología y Bioestadística también en el UCSF Medical Center y autor junto con Newman y Sapna E Thottathil del artículo Antibiotics are now more and more recognized as a precious resource that needs to be managed sustainably, publicado en el American Journal or Public Health.

 

La carne procedente de animales no tratados con antibióticos es más cara y difícil de encontrar en grandes cantidades en Estados Unidos. Pero los autores del artículo están convencidos de que si un número suficiente de instituciones comienzan a comprarla se creará un mercado con volumen suficiente como para que sus precios bajen. Además, el coste real de suprimir el uso de antibióticos no terapéuticos en el ganado sería realmente muy bajo: el National Research Council estimó en 1998 que tan sólo supondría 10 dólares por ciudadano norteamericano al año.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Portal Veterinario

Publicidad