16 de noviembre de 2015 12:08 PM
Imprimir

Presentan una demanda contra las compañías avícolas chilenas acusadas de fijar precios

Con el objetivo de que se indemnice a los consumidores.

El Servicio Nacional del Consumidor (Sernac) del Gobierno de Chile ha presentado una demanda colectiva contra las empresas productoras de pollos Agrosuper S.A., Empresas Ariztía S.A. y Agrícola Don Pollo Limitada, para que compensen adecuadamente a todos los consumidores que se vieron afectados por las prácticas colusorias, que infringieron, según lo ratificó la Corte Suprema, la libre competencia en este mercado, al realizar acuerdo de precios en sus productos.

Esta acción judicial pretende que los tribunales determinen las indemnizaciones correspondientes y cuáles son los grupos y/o subgrupos de consumidores afectados con ocasión de los actos colusorios sancionados por el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia y, confirmados por la Corte Suprema.

En este sentido, según el informe presentado ante el TDLC durante el juicio, el aumento artificial del precio de los pollos habría sido de un 14% aproximadamente. Costo que finalmente fue asumido por los consumidores.

 
El director nacional del SERNAC, Ernesto Muñoz, indicó que “la situación ocurrida en este mercado es muy grave. Las empresas se coludieron para lucrar, infringiendo la libre competencia de los mercados, afectando los bolsillos de miles de familias chilenas, por años, las cuales consumen este tipo de productos de primera necesidad, ya que no pudieron acceder al precio más competitivo”.

Agregó que “no basta sólo con el pago de multas dictadas por la justicia, sino que ahora, corresponde que estas empresas compensen a los afectados.”.

El Tribunal de Defensa de la Libre Competencia, en septiembre de 2014, condenó a las empresas involucradas al pago de multas a beneficio fiscal por un total de 60 millones de dólares, por haberse coludido para distribuirse la producción en base a proyecciones de venta.

Esta sentencia fue ratificada por la Corte Suprema y, este martes, se dictó la resolución denominada “cúmplase” por el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia. Por lo tanto, ahora es el turno que las empresas compensen a los afectados, y es por ello, que el Sernac presentó esta demanda colectiva.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente:

Publicidad