20 de noviembre de 2015 12:47 PM
Imprimir

Rofex suspende la operación de dólar a futuro en medio de la polémica judicial

Hasta el próximo miércoles no se podrán abrir nuevas posiciones de contratos de futuros de dólar en el mercado de Rosario. Se estaba acelerando la apertura de cuentas para operar ante el atraso cambiario y una alta variabilidad del precio en cada rueda, producto de la venta de futuros baratos por parte del Central. En tanto, los directivos van hoy a declarar a la Justicia por la demanda penal de Cambiemos al directorio del BCRA

A tres días del ballottage y mientras la Justicia avanza con la denuncia penal al directorio del Banco Central (BCRA) por la intervención en el mercado de futuros de dólar, ayer el Rofex resolvió suspender la apertura de nuevas posiciones hasta el miércoles próximo. La medida se toma después de otras decisiones que encarecieron la compra de futuros en los últimos días, pero que no frenaron la demanda explosiva ante la posibilidad de comprar futuros por debajo de la expectativa de devaluación.

 


A través de la comunicación 645, el Rofex informó que “durante las ruedas de negociación de los días viernes 20, lunes 23 y martes 24 de noviembre de 2015 no se podrán abrir nuevas posiciones sobre Contratos de Futuros de Dólar, y sólo se admitirán operaciones que cancelen los registros abiertos, tomándose al cierre el precio de ajuste del día jueves 19 de noviembre de 2015”.

 


Es decir, se podrá seguir negociando futuros de dólar pero únicamente para comprar una posición vendida abierta o vender una posición ya comprada. El dólar a enero próximo quedó fijado en $ 10,281.

 


Desde Rofex explicaron que esta resolución apunta a preservar la herramienta, que es de cobertura no especulativa, y anticiparse a la alta volatilidad que podría sufrir el producto ante el ballottage del domingo. El mercado de Rosario estaba teniendo un flujo de aperturas acelerado, al punto que estaba registrando altas de cuentas durante la madrugada, y una alta variabilidad de los precios durante la rueda. “Con las noticias y la aceleración de quienes querían operar, es razonable tomar una pausa para ver cómo se acomodan las variables”, explicaron.

 


En la práctica es una forma de frenar la operatoria del BCRA, que no tenía otra opción que seguir vendiendo futuros baratos, pese a que el Juez Claudio Bonadio avanzaba con la investigación judicial, lo que le estaba generando una deuda de unos $ 40.000 millones, que en teoría debería pagarse con emisión monetaria a principios del año que viene, si el dólar sube a $ 15. Se entiende que si amainaba la venta de futuros baratos, los contratos hubieran ascendido a los valores que espera el mercado y la gestión actual del BCRA tendría que convalidar las pérdidas, con la consiguiente consecuencia judicial.

 


En el Mercado Abierto Electrónico sorprendió ayer la medida unilateral de Rofex. Mantendrá su operatoria habitual, donde principalmente los bancos operan bilateralmente, también con intervención del BCRA, por no tener razones técnicas ni legales para acoplarse a la medida. Ayer, además, sufrió un allanamiento para solicitar información sobre las operaciones que intermedia.

 


En el mercado entienden que la medida despega a Rofex de la responsabilidad de las autoridades monetarias, ante el desequilibrio que creó el atraso cambiario y las demandas en la Justicia. Y también como una forma de mostrar cierta imparcialidad respecto del resultado electoral.

 


Se entiende que tras las elecciones, las autoridades de Rofex y del BCRA se reunirán con el gobierno electo para coordinar la política de futuros.

 


El Rofex quedó en el medio de una fuerte demanda especulativa por cobertura cambiaria y la disputa judicial entre las autoridades del BCRA y los representantes de Cambiemos.

 


Como parte de la demanda presentada por los diputados de UCR y PRO al directorio del BCRA por vender futuros baratos, los directores de Rofex irán hoy a las 8 a declarar a la Justicia y a llevar la nómina de posiciones y un detalle de las operaciones desde septiembre pasado, que se les solicitó en el allanamiento del martes último.

 


En tanto, Rofex ya adaptó su sistema a los mayores costos para operar que impuso CNV y el BCRA en los últimos 20 días, pero la demanda no se frenó. Hoy existen más de 4.500 cuentas comitentes abiertas.

 


En el mercado se sospecha que si bien se impusieron garantías en efectivo para la apertura de nuevos contratos y se elevaron al 20% de la posición, los grandes conglomerados empresarios abrieron cuentas para cada una de las empresas del grupo elevando la demanda de futuros. En tanto, muchos minoristas se animaron a abrirlas en sociedades de bolsa.

 


Los operadores esperaban una decisión del Rofex y la dirección que adoptó resultó un alivio, porque respeta los contratos comprados hasta ayer
.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente:

Publicidad