8 de diciembre de 2015 03:52 AM
Imprimir

Primera granja con certificación BPG en la producción primaria de ovinos y caprinos

COLOMBIA : El Centro de Investigación Obonuco de Corpoica, ubicado en Nariño, se convierte en la primera granja con certificación BPG en la producción primaria de ovinos y caprinos en ese departamento. Después de un fuerte trabajo y de cumplir con cada uno de los requisitos establecidos por el Instituto Colombiano Agropecuario (ICA), el Centro de Investigación Obonuco de la Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria (Corpoica), recibió la certificación en Buenas Prácticas Ganaderas (BPG) en la producción de ovinos y caprinos, siendo la primera granja en el departamento de Nariño con este aval.

Esta certificación la expide el ICA con el fin de erradicar los riesgos sanitarios y así garantizar la inocuidad de los alimentos que llegan al consumidor final.

 

“Lograr la certificación implica cumplir con ciertas especificaciones en términos de las instalaciones y áreas, plan de saneamiento, sanidad animal y bioseguridad, almacenamiento de insumos pecuarios y agrícolas, buenas prácticas en el uso de medicamentos veterinarios, buenas prácticas para la alimentación animal, identificación y trazabilidad, bienestar animal y personal. Para Corpoica haber logrado la certificación del banco de germoplasma ovino reviste una gran importancia por nuestro compromiso con promover sistemas de producción más sostenibles y por la oportunidad que tenemos de difundir las BPG a nivel regional, compartiendo la experiencia de su implementación aquí en el Centro”, aseguró Margaret Pasquini, directora del Centro de Investigación Obonuco.

 

El número reducido de ovinos Criollos y Moros en el país ha llevado a la inclusión de razas foráneas y al cruzamiento indiscriminado, esto con el fin de suplir la baja producción de carne y lana para la elaboración de textiles. Debido a esto se vio la necesidad de crear un banco de germoplasma donde se realizan principalmente actividades de incremento, mantenimiento, descripción, documentación, investigación y fomento de las razas ovinas, Criolla y Mora.

 

El banco de germoplasma del Centro de Investigación Obonuco, trabajará con las razas Criolla y Mora, estas tienen características como resistencia a enfermedades, adaptación al clima, capacidad de digerir alimentos de baja digestibilidad, pueden sobrevivir con pocos suplementos de alimento y agua, estas particularidades hacen que la especie se adapte fácilmente al medio y puedan integrarse a los sistemas de producción pecuarios de la economía campesina del país, además de hacer parte de la seguridad alimentaria en la región.

 

“En cuanto al Banco de Germoplasma Ovino, nuestra principal proyección está en seguir conservando el recurso genético y ampliar la población para poder realizar procesos de vinculación de tecnología por medio de entrega de animales al público en general. Además del proceso de caracterización que se realiza a la par con la conservación, donde se toma información relacionada con crecimiento, rendimiento en canal, rendimiento y calidad de lana, parámetros y eficiencia ovinos y caprinos reproductiva”, agregó Edwin Castro Rincón, investigador principal del Banco de Germoplasma de Ovinos en el Centro de Investigación Obonuco.

 

El desarrollo del banco de germoplasma permitirá el mantenimiento de la variabilidad genética de las razas ovinas Criolla y Mora, igualmente ayuda a definir estrategias eficientes para su uso y conservación como recurso genético regional y de investigación. El banco de germoplasma contará con la participación de grupos de artesanos, pequeños ovinocultores, comunidad estudiantil, profesionales y demás interesados de este sector.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: www.inocuidadlatam.com

Publicidad