16 de diciembre de 2015 12:07 PM
Imprimir

Saneamiento de cítricos

Las enfermedades producidas por virus, viroides y otros organismos similares producen importantes pérdidas económicas en los cítricos de todo el mundo. Algunas enfermedades provocan la muerte de las plantas y otras disminuyen la producción y la calidad de la fruta, causando pérdida de vigor y de longevidad de la planta.

Las principales enfermedades causadas por este tipo de microorganismos son psorosis, tristeza, exocortis, cachexia, clorosis variegada de los cítricos y huanglongbing. Estas enfermedades se han extendido, debido a la propagación vegetativa de material infectado. Es normal encontrar varios patógenos en una misma planta y, en muchos países como Argentina, casi la totalidad de las plantas adultas están afectadas por alguna virosis.

 

El huanglongbing y otras enfermedades se transmiten por la propagación vegetativa de los cítricos que se hace mediante el injerto de yemas. Una vez hecho el injerto, la planta puede permanecer con la enfermedad latente durante varios años. Las yemas que se extraigan de una planta con enfermedad latente originarán plantas enfermas.

 

En la mayoría de los países con citricultura avanzada se realiza una intensa lucha contra estas enfermedades basada en la utilización de plantas sanas. El principal problema para la utilización de plantas libres de patógenos sistémicos estriba en que en numerosas ocasiones todas las plantas de una variedad están infectadas, por lo que hay que recurrir a técnicas que permitan la obtención de plantas libres de patógenos sistémicos a partir de individuos enfermos. La termoterapia y la obtención de plantas nucleares han sido técnicas usadas para conseguir aquel objetivo.Otra técnicaque cumple este objetivo es la técnica demicroinjerto de ápices caulinares in vitro. Con la combinación de las técnicas determoterapia y de microinjerto de ápicescaulinares in vitro es posible obtener un elevadoporcentaje de plantas cítricas libres de estos patógenos, cosa que una técnica sola no permitelograr.

 

 

 Microinjerto de ápices

Por medio de la técnica de microinjerto es posible obtener plantas cítricas sanas. Esta técnica comprende las siguientes etapas: preparación del portainjerto, preparación del ápice, injerto, cultivo de plantas injertadas e injerto sobre un plantín vigoroso. Las plantas obtenidas por microinjerto no presentan caracteres juveniles y en las plantas obtenidas no se han observado anormalidades con respecto a la planta madre.

 

Esta técnica se ha desarrollado con base en que el meristema apical por lo general se mantiene libre de patógenos sistémicos. El éxito de la técnica depende del tamaño del tejido extraído (0.1-0.2 mm) y del patógeno que se quiera eliminar.

 

Una vez obtenida la planta por esta técnica debe ser sometida a las pruebas de comprobación sanitaria (pruebas biológicas, serológicas, moleculares) que determinen con certeza que esa planta esta «libre» de lo que se está analizando.

 

La técnica de microinjerto es utilizada por los países citrícolas que tienen programas de saneamiento del material cítrico usado para la propagación del cultivo.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: AIM Digital

Publicidad