29 de diciembre de 2015 02:04 AM
Imprimir

Integrado y oculto en el marco de los cuadros de colmenas layens o Langstroth, permite al apicultor tenerlas localizadas siempre

Integrado y oculto en el marco de los cuadros de colmenas layens o Langstroth, permite al apicultor tenerlas localizadas siempre

COAG Salamanca, junto a la empresa leonesa “Seguridad Centinela”, han presentado en Salamanca al sector apícola un nuevo sistema de protección adaptado a las necesidades de los apicultores, con el fin de atajar el elevado número de robos de colmenas que se producen continuamente en el campo.

 

Se trata de un sistema de geolocalización que está integrado en el marco de los cuadros de colmenas layens o Langstroth, totalmente oculto, y que permite al apicultor tener localizada su colmena en todo momento. Cuando en un robo se manipule la colmena con el “cuadro centinela” que contiene el gps (simplemente con abrir la caja), se activará la alarma de la aplicación instalada en el teléfono móvil del apicultor y podrá conocer la ruta que ha seguido el ladrón en un mapa y la ubicación concreta de su colmena robada, permitiéndole identificarla delante de las Fuerzas de Orden Público.

 

El cuadro centinela tiene una vida útil de entre 5 y 7 años, y cuenta con una batería de litio integrada que dura como mínimo tres meses y que se puede recargar en el colmenar con una simple batería portátil. Con esta iniciativa, COAG Salamanca quiere dar a conocer al sector apícola el funcionamiento de este sistema al tratarse de un método antirrobo o cuando menos disuasorio frente a los robos de colmenas.

 

Este sistema goza del apoyo de la Junta y, a propuesta de COAG Salamanca, podrá incluirse dentro de las actividades subvencionables del Programa Nacional Apícola.

Fuente:

Publicidad