10 de marzo de 2016 02:02 AM
Imprimir

Tabaco: la Provincia buscará un acuerdo de precios para iniciar el acopio lo antes posible

Ante la dificultad de acercar posturas entre las partes en el marco de las reuniones de concertación, la Provincia buscará negociar con productores e industriales para llegar a un acuerdo. El ministro del Agro, Luis Garay, advirtió que el inicio del acopio se está demorado y eso puede perjudicar a los colonos. Proponen que las […]

Ante la dificultad de acercar posturas entre las partes en el marco de las reuniones de concertación, la Provincia buscará negociar con productores e industriales para llegar a un acuerdo. El ministro del Agro, Luis Garay, advirtió que el inicio del acopio se está demorado y eso puede perjudicar a los colonos. Proponen que las empresas paguen el grueso del precio en boca de acopio y dejen un saldo a pagar a plazo.
El ministro del Agro indicó que, ante el virtual estancamiento de las negociaciones entre productores tabacaleros e industriales, le tocará “tomar el toro por las astas” en procura de un acuerdo que permita el inicio del acopio. En la cuarta reunión de concertación, realizada el lunes, las partes se plantaron en propuestas de precios diferentes y  dejaron en claro que no tenían intensiones de ceder más puntos.
Ante esa situación y urgidos por la necesidad de iniciar el acopio para que no se pierda más tabaco en los galpones, desde el ministerio del Agro buscarán acercar posiciones entre las partes implicadas. Los representantes de la industria aparecen como los más duros en la mesa de negociación, iniciaron la ronda de reuniones con una propuesta de aumento de 18 por ciento en los precios del burley, muy por debajo de la devaluación y de la quita de retenciones a la exportación que beneficiaron al sector, luego aumentaron a 25 para finalmente plantarse en 28 por ciento. El argumento de las empresas es que no podrían ofrecer un incremento mayor al que acordaron con tabacaleros de Salta y Jujuy.
Mientras que los representantes de los productores comenzaron exigiendo un incremento de 45 por ciento en relación a los valores del año pasado y fueron bajando sus pretensiones hasta llegar a 34 por ciento e incluso en conversaciones informales reconocieron que estarían dispuestos a cerrar un acuerdo algunos puntos por debajo de ese número.
El principal problema que enfrenta el sector ante la demora en las negociaciones tiene que ver con las pérdidas que puede sufrir el tabaco que espera a ser entregado. El presidente de la Cámara de Tabacaleros de Misiones (Catam), Eduardo Rebak, estimó que ya se perdieron en los galpones unos 10 millones de kilos de tabaco y que, en consecuencia, la campaña este año apenas daría unos 20 millones de kilos de burley.
Para llegar a un acuerdo, desde la Provincia evalúan alternativas como la de un esquema de pago en dos cuotas, que permita a los productores cobrar el valor que plantean las industrias al momento de entregar su tabaco y un saldo en un plazo a convenir.
Desde la Catam consideraron inaceptable la propuesta de 28 por ciento de la industria y destacaron que más allá de que las negociaciones están estancas, las posturas no están muy alejadas. Opinó que un incremento por encima del 31 por ciento es lo mínimo que deberían pagar las empresas, teniendo en cuenta que el dólar aumentó más de 60 por ciento en el último año y que además se levantaron las retenciones a las exportaciones que tenían una alícuota de 10 por ciento y que ambas medidas beneficiaron directamente a las compañías que compran tabaco misionero.

Fuente:

Publicidad