17 de marzo de 2016 13:03 PM
Imprimir

La cosecha argentina comenzó a ejercer presión sobre los precios

Pese a que en Chicago los futuros de la soja cerraron en alza, las cotizaciones en el mercado local bajaron; en la zona de Rosario hubo caídas de hasta $ 150 pesos por tonelada

La presión del ingreso de la cosecha de soja hizo que el precio local bajara, en sentido contrario de lo que ocurrió con los futuros de la oleaginosa en el mercado de Chicago.

Las fábricas cercanas a los puertos del Gran Rosario ofrecieron entre 100 y 150 pesos menos por tonelada que anteayer. Así, hubo valores cercanos a los $ 3050 por tonelada.

Otro factor que influyó en la baja fue el tiempo seco y caluroso que predomina en buena parte de la región agrícola argentina que prevé condiciones favorables para la cosecha. En esta oportunidad los operadores descartaron los pronósticos de lluvias formulados para este fin de semana.

Según informó la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) “sobre Timbúes, Puerto Gral. San Martín, Ricardone, San Lorenzo, Villa Gdor. Gálvez y Gral. Lagos se ofrecieron $3050 por tonelada con entrega hasta el 31 de este mes”.

El informe añadió que “no se descartaban los $ 3100 por tonelada ante la aparición de contraofertas. De hecho, el equivalente en dólares a este último precio prevalecía para la entrega en abril y mayo, en torno a US$ 214 por tonelada sobre Arroyo Seco”.

En el Mercado a Término de Buenos Aires (Matba) la posición mayo de la soja cerró en US$ 215,3, 0,9 dólares por debajo de la cotización registrada anteayer.

En Chicago los futuros de la soja cerraron en alza, impulsados por las compras de los fondos especulativos. Esta vez el dato que impulsó la suba fue una encuesta de la corredora Allendale a agricultores norteamericanos que indican su preferencia a reducir la superficie sembrada con soja para la campaña 2016/17.

Otro factor que pesó en el aumento fue la suba del aceite, impulsada por el incrementó del petróleo. Al mismo tiempo, la debilidad del dólar respecto de otras monedas, fue un factor alcista para la cotización.

En Chicago, la oleaginosa cerró en 328,68 dólares por tonelada en la posición mayo, con un aumento de 0,9 dólares por tonelada. En tanto, la posición agosto tuvo un ajuste de 331,53 dólares por tonelada, con un incremento de 0,8 dólares por tonelada.

 
Caída en el forrajero

El maíz también tuvo una merma en los valores disponibles también presionado por el intenso volumen comercial que comenzó a desplegarse en las industrias y puertos.

Según informó la BCR “los ofrecimientos abiertos de la exportación en Puerto Gral. San Martín se ubicaron en $ 2100/ton con descarga inmediata, aunque temprano se planteaba la posibilidad de llegar hasta $ 2150 por tonelada por lotes”.

La entidad añadió que “el precio abierto se extendía hasta abril o mayo en niveles de US$ 145 por tonelada, su equivalente en dólares al tipo de cambio del día. Los valores caían luego hasta US$ 143 por tonelada en junio y US$ 142 por tonelada a partir de julio”. Según relevó la BCR hubo operaciones por 25.000 toneladas.

En los futuros de Chicago, el maíz operó en baja influido por el mayor volumen de la cosecha sudamericana y ventas técnicas. También fue determinada la fuerte baja del trigo

Para la posición mayo cerró en 144,97 dólares la tonelada, con una baja de 0,1 dólar. La debilidad de la moneda norteamericana atenuó la caída. La posición septiembre se ajustó en 149,01 dólares por tonelada, US$ 0,1 menos que en la jornada precedente.

En el Matba, el maíz se ajustó en 147,5 dólares por tonelada, con una merma de 0,8 dólares.

El trigo tuvo las mayores bajas en la jornada de los mercados de futuros en Chicago. Tuvo una baja de 1,36% y una cotización de 172,97 dólares por tonelada para la posición mayo. Según la corredora Granar, el factor bajista lo determina “un escenario de oferta global holgada”. Al mismo tiempo, Estados Unidos tiene dificultades para colocar sus inventarios. Y las buenas condiciones climáticas para los trigos de invierno permiten prever un buen volumen de producción. Otro factor que está ejerciendo presión en las cotizaciones es la llegada de trigo argentino a los puertos norteamericanos.

Por otra parte, el mercado tomó nota de una licitación de trigo efectuada por Egipto, el mayor importador mundial del cereal, por 240.000 toneladas, de las cuales 120.000 serán colocadas por Francia, 60.000 por Rumania y 60.000 por Ucrania.

En el plano local, según informó la BCR “la exportación en Gral. Lagos ofreció pagar US$ 145 por tonelada en condiciones Cámara con entrega en abril o mayo, mejorando hasta US$ 150 por tonelada en junio y julio”.

Según indicó la entidad “otros compradores intentaban acercarse a esas referencias” . Y explicó que “en lo que respecta al segmento de proteína 10,5% y PH 78, los valores de referencia treparon hasta US$ 180/ton en abril sobre Puerto Gral. San Martín”.

 
Más maíz y menos soja en en los EE.UU.

Los agricultores norteamericanos prevén aumentar la superficie sembrada con maíz y reducir la que destinan a la soja, según reveló una encuesta realizada por la corredora Allendale con productores de 25 estados.

En maíz, se sembrarían unos 36,6 millones de hectáreas, casi un millón más que el año pasado. En cambio, en soja el área llegaría a 33,4 millones de hectáreas, unas cien mil menos que en la campaña pasada.

“El clima está jugando un papel importante”, explicó Rich Nelson, jefe de estrategia económica de Allendale. “El pronóstico indica temperaturas promedio abajo por el promedio del normal, son condiciones ideales para la siembra del maíz”, explicó, en declaraciones al sitio Agrimoney.com.

Esta encuesta ya comenzó a ejercer influencia en el mercado, que está atento al próximo informe del Departamento de Agricultura de Estados Unidos a fin de este mes.

Fuente: La Nacion

Publicidad