2 de junio de 2016 16:59 PM
Imprimir

Dueños de importante frigorífico chaqueño tienen una sociedad offshore en Miami

Se trata de Cintia Arriola y Julio Augusto del frigorífico PETE. La sociedad offshore se denomina PETE USA LLC y fue abierta por ambos hace tres años. Está radicada en Miami, Florida, y actualmente se mantiene activa.

El empresario de la carne, Julio Augusto y su mujer, Cintia Lilian Arriola, abrieron junto a su hija una sociedad offshore en Miami, en el estado de Florida, Estados Unidos. La firma data de hace tres años y actualmente se mantiene activa. Según fuentes judiciales, la misma no habría sido declarada al fisco argentino.

 

De acuerdo al sitio Opencorporates.com, que toma como fuente a la División Corporaciones del Departamento de Estado de la Florida, la sociedad off shore se denomina PETE USA L.L.C. (Limited Liability Company o Sociedad de Responsabilidad Limitada) y lleva el número L13000008542. Fue creada el 16 de enero de 2013 y figuran como directores Julio César Augusto, Cintia Arriola y Nadia Augusto.

 

La misma se mantiene activa, tiene domicilio en 14850 SW 26 ST, en Miami, Florida, y el propósito de su fundación es la concreción de “cualquier negocio legal”. Fuentes judiciales aseguraron a CHACO DIA POR DIA que dicha sociedad no habría sido declarada ante el fisco argentino.

 

 

 

El Frigorífico

 

Frigorífico PETE SRL tiene sede social en Don Bosco 327, en Resistencia, a pocos metros de donde funciona la carnicería La Esperanza, de su propiedad. Sus dueños son Cintia Lilian Arriola y Leonardo Ariel Augusto. Según pudo saber este medio, no sólo tienen el frigorífico, sino también carnicerías, flota de camiones y feed lots.

 

Si bien no figura actualmente como propietario de PETE SRL, Julio César Augusto es quien se presenta como representante de la empresa ante cada reunión convocada por el gobierno provincial de turno. Incluso trató a funcionarios en su oficina, en Don Bosco 301, en la planta alta de la carnicería La Esperanza.

 

Donde sí figuró el nombre de Julio Augusto fue en una nota del diario Clarín, de agosto de 2010, donde se lo acusó de participar de una maniobra para desviar subsidios de la ahora extinta Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuario (ONCCA).

 

“De las diez falsas empresas que se armaron para desviar subsidios de la ONCCA, ninguna llegó a cobrar”, señala la nota firmada por el periodista Matías Longoni. Al tiempo que aclara: “Hubo, sin embargo, una excepción: la firma ‘Campo Seco SRL’ fue usada como pantalla para criar y vender unos 6.200 vacunos en el Chaco. A los valores de 2009, se trata de una inversión de casi 10 millones de pesos”.

 

“ ‘Campo Seco’ es una de las diez empresas que fueron creadas a mediados de 2009 desde una oficina paralela a la ONCCA, que funcionaba en el séptimo piso de Piedras 519. La firma declaró ese domicilio en su acta fundacional, fechada el 19 de junio. Sus socios, como en todos los demás casos, son personas de bajos recursos de Banfield: Ricardo González es empleado de Edcadassa y Hugo Marcelo Perea un sencillo remisero”.

 

“Ninguna sorpresa hasta aquí: se trataba de una empresa más de las muchas que se crearon con el supuesto objetivo de desviar parte del dinero con que la ONCCA debía subsidiar a los feedlots. La sorpresa llegó al chequear el CUIT que le asignó la AFIP el 1 de agosto de 2009 (30-71105055-4) con diversas bases de datos. ‘Campo Seco’ no había obtenido matrícula de la ONCCA ni llegó a tramitar pagos . Pero sí logró su habilitación como feedlot ante SENASA, el organismo veterinario nacional. Lo hizo también en agosto, ante la delegación de Margarita Belén, cerca de Resistencia, la capital del Chaco”, indica.

 

“Es decir que en este caso, detrás de la pantalla, existía un feedlot. Fuentes del SENASA confirmaron el dato y precisaron que allí se engordaron en total 6.200 animales, de los cuales 2.800 fueron a faena y otros 2.200 a invernada. Cuando se produjo la última vacunación antiaftosa en Chaco, en marzo pasado, el establecimiento conservaba todavía un millar de bovinos”, afirma.

 

 

 

El dueño

“¿Quién es el dueño real de esos animales?”, se pregunta Longoni. “Es una pregunta que en el SENASA no pueden responder , ya que quien realizó el trámite fue un ‘apoderado’. Se trata de un personaje gris de Resistencia, llamado Julio César Augusto. En la AFIP figura como comerciante. Pero, junto a su hermano Leonardo, tuvo alguna experiencia en el negocio de la carne, debido a que estaría vinculado con Bernardo Agustín Cáceres. Este hombre manejó en los últimos años el frigorífico PETE, ubicado en General San Martín, cerca de la capital chaqueña. Cáceres también registró un feed lot a su nombre”.

 

“El SENASA asigna a cada establecimiento ganadero una clave llamada RENSPA. Curiosamente, del lote de 6.200 vacunos únicamente 1 animal tenía el RENSPA correspondiente a Augusto. El resto tenía otra clave que remite a un ‘proyecto de capitalización’ con varios socios anónimos. Deberá ser la justicia la que averigüe quiénes son. Esa figura jurídica actúa como límite al periodismo”, señala Longoni en su investigación.

 

Copia de uno de los certificados de la sociedad PETE USA LLC.

http://www.chacodiapordia.com/interes-general/noticia/109798/duenos-de-importante-frigorifico-chaqueno-tienen-una-sociedad-offshore-en-miami

Chaco Día por Día

Fuente: Chaco Día por Día

Publicidad