15 de junio de 2016 00:10 AM
Imprimir

Mexico : Rechazan baja en arancel de carne

Los productores de carne de engorda rechazaron tajantemente el decreto del presidente Enrique Peña Nieto, en el cual se establece un arancel-cupo exento para la importación de ganado y carne bovino, lo cual lo niegan los productores, afirmando que no existe un desabasto de carne para el mercado nacional y que esto sí los puede dañar en un futuro.

La semana pasada México eliminó aranceles a la importación de carne de bovino a pesar de que hay abasto suficiente en la producción nacional.

Juan José Córdoba Herrero, presidente de la Asociación Mexicana de Engordadores de Ganado Bovino fue claro en señalar que el gobierno federal no se acercó o consultó a los productores nacionales de carne antes de tomar esta decisión, asegurando que no existe un desabasto de carne en el país y muestra de ello es la reciente gira que realizaron, de la mano con Sagarpa, para promover el consumo de carne bovina en los países árabes.

Afirmó que el sector ciertamente no atraviesa su mejor momento por la devaluación del peso frente al dólar y a que varios insumos son de importación, sin embargo, los volúmenes de exportación de carne vienen creciendo y se abren nuevos mercados en Asia, lo cual ayuda a equilibrar el mercado.

Opinó que “si este decreto se hubiera hecho hace varios años lo hubiéramos (productores) visto con buenos ojos, con la sequía que se tuvo (2012) se dio una escasez de ganado y de carne”.

Reiteró que “en estos momentos a los productores primarios y de carne nos causa esto irritación, dado que no hay desabasto de carne y estamos creciendo en los volúmenes de exportación”.

El pasado 8 de junio del presente año se publicó en el Diario Oficial de la Federación un decreto en donde se señala brevemente las condiciones del mercado nacional y de Estados Unidos, en donde México complementaba el abasto de carne con importaciones de ese país, pero que el hato ganadero del vecino país se ha reducido a tal grado, que el gobierno federal teme que esto provocará un aumento en los precios del ganado y en general de la carne bovina. Se indicó en el decreto que la producción nacional de carne bovina en México tuvo una tasa media de crecimiento anual de 1.2 por ciento, en tanto las exportaciones crecieron casi 15 por ciento y las importaciones cayeron más del 10 por ciento.

Fuente:

Publicidad