20 de octubre de 2016 03:24 AM
Imprimir

Bioceres compra Rizobacter y mueve el tablero en el negocio agroindustrial

Competencia con los grandes del mundo

En una operaci贸n que impact贸 fuertemente en el sector agroindustrial, Bioceres, empresa argentina orientada al desarrollo biotecnol贸gico, adquiri贸 una participaci贸n mayoritaria de Rizobacter, marca emblem谩tica en el campo. La especialidad de Rizobacter es la provisi贸n de insumos biol贸gicos y qu铆micos de alta tecnolog铆a para el tratamiento de semillas, productos de protecci贸n de cultivos y fertilizantes especiales.

Bioceres tiene su sede en Rosario y fue creada hace trece a帽os por un grupo de productores y expertos que ven铆an liderando el proceso de cambio tecnol贸gico que se desat贸 a partir de los 90. El objetivo fue el desarrollo de m煤ltiples plataformas que incluyeron la biotecnolog铆a de semillas y la biotecnolog铆a agroindustrial, en este caso dedicada a la producci贸n de enzimas industriales y tecnolog铆as de fermentaci贸n. El a帽o pasado, Bioceres se convirti贸 en la primer empresa a nivel mundial en recibir aprobaci贸n regulatoria para una tecnolog铆a de tolerancia a sequ铆a en semillas de soja.

Hace un mes, comenz贸 la producci贸n industrial de 鈥淨uimosina鈥, una enzima responsable de la coagulaci贸n de la leche en la industria quesera. La novedad es que la quimosina, que hasta ahora se obten铆a fermentando cultivos bacterianos, ahora se obtiene de una semilla de c谩rtamo (una oleaginosa parecida al cardo) modificada gen茅ticamente. La planta es un joint venture con la empresa cordobesa Porta Hnos, con m谩s de un siglo de experiencia en la industria de fermentaci贸n. Producen alcohol a partir de cereales, para destino farmac茅utico y alimenticio. Su conocido fernet 鈥1882鈥 remite al a帽o de su nacimiento.

Rizobacter, por su parte, naci贸 hace 50 a帽os en Pergamino, y all铆 permanece con varias plantas en el parque industrial local. Arranc贸 con un hallazgo de gran impacto: la inoculaci贸n de semillas de oleaginosas (como la alfalfa y la soja) con microorganismos que toman del aire el nitr贸geno, un nutriente fundamental, y lo entregan en las ra铆ces de la planta. De esta manera, los cultivos inoculados no requieren fertilizantes nitrogenados. Es una de las bases de la competitividad de la soja argentina, que logra altos rendimientos con reducido costo econ贸mico y ambiental. Rizobacter est谩 posicionada como n煤mero uno en el mercado local, con una participaci贸n del 30% en inoculantes y un market share en el mercado internacional de inoculantes para soja del 20%. Comercializa sus productos en m谩s de 30 pa铆ses, en varios (Estados Unidos, Sud谩frica, etc) con oficinas propias. Obtuvo en el ejercicio 2015-16 una facturaci贸n de 91,5 millones de d贸lares, el 20% en exportaciones.

Bioceres y Rizobacter se conoc铆an bien. Esta compra es fruto de una relaci贸n sostenida en el tiempo entre las dos empresas. En 2014, ambas compa帽铆as crearon 鈥淪emya鈥, un joint venture que realiza trabajos de investigaci贸n conjunta y desarrollo de productos biol贸gicos.

El anuncio llega en un momento especial. En los 煤ltimos meses el mercado se sacudi贸 con varias operaciones que involucraron a los l铆deres de la agrotecnolog铆a. Ambas compa帽铆as tienen flu铆dos v铆nculos comerciales con varias de ellas. Ricardo Yapur, CEO de Rizobacter, destac贸 que 鈥渘os enorgullece que entre argentinos podamos unirnos para competir a escala global con las empresas m谩s grandes del mundo. Bioceres es el mejor socio que podr铆amos haber imaginado para nuestro sue帽o de crecer sin l铆mites al mundo, sin perder la identidad, la cultura y los valores de una empresa del interior del pa铆s鈥.

El CEO de Bioceres, Federico Trucco, se luci贸 la semana pasada en el Coloquio de Idea en Mar del Plata. Ayer expres贸 que 鈥渓a b煤squeda de soluciones que nos permitan potenciar la productividad de los cultivos requiere de un abordaje integrado, entendiendo cada d铆a con mayor precisi贸n las distintas interacciones vinculadas a los saltos productivos. Rizobacter cuenta con una formidable plataforma de soluciones microbiol贸gicas y qu铆micas para la nutrici贸n y protecci贸n vegetal鈥.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Clarin

Publicidad