5 de marzo de 2017 21:59 PM
Imprimir

El gobierno multiplica esfuerzos para combatir la polilla de la vid

La agroindustria necesita créditos para acceder a la competitividady debe slir, entre otros aspectos de una baja razonable de la presión impositiva.

El gobierno nacional hará este año una fuerte apuesta, a través del FONDAGRO, para erradicar la Lobesia Botrana, una polilla que afecta al cultivo de la vid y genera cuantiosos daños de no ser controlada, con recursos provenientes de  FODAGRO (Fondo Nacional de Apoyo al Agro), anunció este sábado  el ministro de Agroindustria de la nación, Ricardo Buryaile, durante el desayuno anual que organiza COVIAR (Corporación Vitivinícola Argentina) en el marco de la 81ª Edición de la Fiesta Nacional de la Vendimia que se realiza  en la ciudad de Mendoza.

“Este gobierno es el primero en años que realmente combate la Lobesia Botrana, una plaga que nunca fue tomada en serio hasta el año pasado. En 2016 fueron $60 millones y en 2017 comenzaremos a trabajar para cubrir el total de las hectáreas afectadas. Con el Fondo Nacional de Agroindustria garantizamos la sanidad de las economías regionales, que está incluido en el presupuesto de la Nación. Se han destinado $1800 millones para que productores y producciones lleguen a nuevos mercados del mundo”, anunció Buryaile.

Respecto a la situación de la vitivinicultura y las medidas llevadas adelante hasta el momento para superar problemáticas productivas, Buryaile señaló: “Las decisiones macroeconómicas tomadas entre 2014 y 2015 perjudicaron a la economía argentina. En un año nosotros declaramos en tiempo y forma la Emergencia Agropecuaria, prorrogamos los impuestos internos al champagne, quitamos las retenciones a las Economías regionales y trabajamos en la apertura de mercados, porque nuestra visión está enmarcada en la Inserción en el mundo, con más trabajo, competitividad y diálogo”,

Asimismo, resaltó que “la competitividad se da con una baja razonable de la presión impositiva, mejora de logística, con productividad de los productores y con la integración de los distintos eslabones”.

En este sentido, remarcó que “la agroindustria necesita crédito para acceder a la competitividad, felizmente el Banco de la Nación ha vuelto a ser un instrumento de financiero para todos los productores agropecuarios y vamos a trabajar juntos por una producción vitícola que nos proyecte al mundo”.

Por su parte, el gobernador de la provincia, Alfredo Cornejo, subrayó que “el sector vitivinícola requiere el compromiso de todos sus eslabones con acciones articuladas como las que estamos realizando. Vamos a fortalecer la institucionalidad y trabajar para disminuir el riesgo ambiental y el cambio climático”.

Desde la Corporación, en tanto, definieron como desafíos para el sector la Integración entre bodegas y productores; profundizar la utilización de tecnología; disminuir la participación comercial en el precio y mitigar los costos impositivos y provisionales.

Estuvieron presentes los gobernadores de las provincias de Salta y Neuquén, Juan Manuel Urtubey y Omar Gutiérrez y acompañaron a Buryaile los secretarios de Agricultura, Ganadería y Pesca, y de Coordinación y Desarrollo Territorial, Ricardo Negri y Santiago Hardie; el subsecretario de Desarrollo Territorial, Felipe Crespo; el presidente del INTA, Amadeo Nicora y del INV, Carlos Tizio Mayer.

Argentina cuenta con 224.000 hectáreas implantadas, trabajadas por 25.000 productores a nivel nacional. Mendoza cuenta con el 71% de esa totalidad. El INV prevé para la cosecha de Mendoza entre un 13,8 y 14,3 millones de quintales, mientras la campaña previa fue de 10, 2 millones. La producción total estimada para 2017 será superior a los 20 millones de quintales. La anterior fue de 17 millones.

Centros de apoyo vitícolas

En el marco del desayuno de COVIAR, el Ministerio Buryaile suscribió a un acuerdo entre el INTA y la COVIAR que se viene desarrollando, para continuar con la tarea conjunta de transferencia de tecnologías para generar procesos de desarrollo para los pequeños productores del sector. Hoy en día existen 14 centros vitícolas en todo el país, con alrededor de 135 grupos de Cambio Rural y cerca de 50 profesionales del INTA contratados específicamente para este proyecto. El total de lo ejecutado en 2016 ha sido cerca de los $25 millones de pesos (Noticias AgroPecuarias).

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Agromeat

Publicidad