19 de abril de 2017 10:44 AM
Imprimir

Córdoba: el maíz le gana terreno a la soja

Mientras un cultivo perdió rinde y área, el otro sumó justamente lo mismo. Las precipitaciones y el granizo le jugaron en contra a la oleaginosa.

Más allá de los excesos de precipitaciones que complican el avance de la campaña en la provincia de Córdoba y en la zona núcleo en general, ya se conocen estimaciones más certeras del total producido, aquí se desprende un dato a tener en cuenta y que marca el ritmo de lo que está sucediendo en los campos argentinos: la soja pierde no sólo área sino también rinde mientras el maíz goza de buena salud y mejores pronósticos.

Según las Bolsa de Cereales de Córdoba la producción de soja para la campaña 2016/17, estimada en la primera quincena de abril, se posiciona en 14,1 millones de toneladas, un 5% menos que la campaña anterior. Esto se debe a la disminución del área sembrada (-6%) y al menor rendimiento (-6%), producto, principalmente por anegamiento, y en menor medida por granizo.

En cuanto a maíz, debido al aumento de la superficie (18%) y del rendimiento (6%), la producción creció un 29%, estimándose en 12,9 millones de toneladas.

Si bien la superficie perdida provincial disminuyo un 30% interanual, la mitad de las mermas se encuentran en el departamento de Gral. Roca y en menor medida Pte. Roque Sáenz Peña y San Justo. La principal causa es anegamiento, aunque también se registraron pérdidas por granizo en los departamentos Río Cuarto y Río Segundo.

Así es que, si bien Córdoba es una provincia maicera, se evidencia como la oleaginosa no está pasando su mejor momento, fue el cultivo más perjudicado por las inclemencias climáticas y a la par los precios internacionales continúan en franco descenso y con muy pocos factores alcistas para el corto y mediano plazo.

Otro cultivo tradicional de la provincia es el maní, que en el presente ciclo muestra una importante recuperación. La producción estimada en caja es de 1,15 millón de toneladas, y en grano de 808 mil toneladas, lo que representa un incremento en la producción del 30%, producto de un aumento del rendimiento promedio (17%) y la disminución de hectáreas perdidas a nivel provincial (-78%).

Ahora, lo fundamental es que continúen los días secos para que avance la cosecha provincial. Los pronósticos detallan que las precipitaciones estarán por encima de lo normal por lo que habrá que aprovechar a pleno los días de sol.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Ambito Financiero

Publicidad