11 de mayo de 2017 10:02 AM
Imprimir

Productores de carne, con expectativas por el viaje de Macri a China

Esperan que el Presidente pueda negociar una ampliación en el tipo de carne que Argentina puede enviar al país asiático.

Los productores ganaderos esperan ansiosos la gira del presidente Mauricio Macri por China. Es que el mercado asiático es uno de los que las empresas de feedlot (engorde a corral) ven como prometedor, junto con otros mercados como Vietnam, Corea y Japón, otro de los destinos del Presidente.

Puntualmente, buscarán que el Gobierno negocie con China el envío de misiones de certificación de frigoríficos y la posibilidad de que la Argentina pueda enviar carne enfriada y carne congelada con hueso, ya que hasta ahora solo está permitido mandar productos congelados sin hueso, según contó ayer Ulises Forte, presidente del Instituto de Promoción de la Carne (IPCVA), que viajará a China este sábado acompañando la comitiva. Lo hizo en el marco de un encuentro en el que la Cámara Argentina de Feedlot festejaba sus 20 años.

“Hasta que no haya reglas claras no habrá inversiones”, agregó ayer Juan José Triviño, presidente de la Cámara por lo que piden definiciones en materia de comercio exterior y en lo tributario, por entender que la carga impositiva en Argentina es “alta”.

Triviño pone como ejemplo a Uruguay, que está abriendo el mercado japonés, cerrado a la Argentina por cuestiones sanitarias que hay que negociar. “China, Corea, Japón. Son mercados que quieren comprar hacienda”, dijo el dirigente. Y hasta mencionó que un frigorífico está exportando al mercado chino carne de alta calidad, del nivel de la que se vende a Europa bajo la llamada Cuota 481, una especie de cuota Hilton para los feedlot.

Por otro lado, Triviño sostuvo que los corrales exhiben un nivel récord de ocupación del 66 %, mientras que el promedio en el 2014-2016 fue de solo un 52 %, situación que fue potenciada por la inundación de campos y la necesidad de los ganaderos de encontrar un destino para sus rodeos. Esto que podría suponer mejores negocios para el sector en realidad les juega en contra porque como todas las vacas salen al mercado al mismo tiempo, podría afectar los precios a futuro.

Triviño manifestó además que, más allá del efecto que provoca el “clima”, el mercado también se ve movilizado por “la tracción que ofrece el consumo doméstico” que cobró fuerza en las áreas urbanas en áreas como “el área metropolitana de Buenos Aires, Rosario y La Plata”.

“Hasta diciembre veníamos mal (en el segmento del engorde de la hacienda bovina a corral) y ahora estamos en nivel récord de ocupación: nos asusta a futuro, ya que tenemos miedo para que no se repita lo que nos pasó. Las inversiones son escasas y esto pasa hoy por que no hay reglas claras”, dijo Triviño.

“Otra regla clara a obtener sería el tema tributario, ya que cada vez está más alto: queremos saber cuál será el escenario. Allí cada provincia tiene un esquema de impuestos diferente: no hay un solo problema”, dijo. El empresario (cuya familia empezó con la construcción y se inclinó por los feedlots en la crisis del 2001) dijo que de un año a otro en la Provincia de Buenos Aires aumentó 250% el impuesto inmobiliario.

“En el caso de la Cuota 481 (que tiene por destino a Europa), esta demanda está traccionando muy bien y además se cumple muy rápido: está superando las expectativas debido a que Argentina está creciendo a razón de un dos o tres por ciento anualmente”, aseguró. Sin embargo, la Argentina apenas se queda con 5% del total de ese negocio, dominado por Australia, Uruguay y Estados Unidos.

En la Argentina, cerca del 60% de la producción de carne registrada y no registrada proviene de feedlots.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Clarin

Publicidad