21 de mayo de 2017 11:39 AM
Imprimir

Se firmó protocolo para exportar uvas a China pero los productores dicen que no pueden competir con Chile

Los ministros de los dos países ratificaron la apertura del mercado de uvas a China. Sin embargo, los productores afirman que por los altos costos que implica el protocolo suscrito, no pueden competir con Chile. En el viaje que la comitiva argentina realizó esta semana a China, el ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile, y su […]

Los ministros de los dos países ratificaron la apertura del mercado de uvas a China. Sin embargo, los productores afirman que por los altos costos que implica el protocolo suscrito, no pueden competir con Chile.

En el viaje que la comitiva argentina realizó esta semana a China, el ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile, y su par chino, Zhi Shuping, suscribieron el protocolo de requisitos fitosanitarios para la exportación de uvas de mesa al país asiático. Además del Protocolo se firmó un Plan de Trabajo para el período 2017-2019, con las condiciones para hacerlo efectivo.

El ministro de Producción y Desarrollo Económico de la provincia de San Juan, Andrés Díaz Cano, indicó que el documento se había firmado en julio del año pasado en esa provincia, y que ahora se está ratificando. “El protocolo estaba vigente desde que se firmó y con esto se ratifica. Tengo entendido que este año ya se exportó algo de uva a China, poco porque no nos ayudaron los volúmenes que se cosecharon”, señaló.

El trabajo para la apertura de este mercado comenzó en el año 2012, con la solicitud por parte del gobierno argentino de ese entonces. Los trabajos técnicos y de análisis de riesgo comenzaron en 2013 y, finalmente, en febrero de 2015, los técnicos chinos realizaron una visita de inspección, que fue el último paso que habilitó la firma de un protocolo y el establecimiento de los requisitos de ingreso.

Sin embargo, los productores de uvas argentinos afirman que la falta de calidad y los altos costos impiden el envío de fruta a ese país. Afirman que Chile tiene precios mucho más competitivos. Además, afirman que “ante la pérdida de rentabilidad, la superficie cultivada cayó, por lo tanto no contamos con los quintales necesarios para abrir nuevos mercados”. Agregan que, con el aumento del costo de los transportes, hoy “sólo destinamos uva a Brasil y mercado interno”.

Además, afirman que, por la elevada cantidad de lluvias, las uvas no suelen tener la calidad y las condiciones que exige China, y que Chile sí cumple, además de que cuenta con más variedades.

El productor Diego Salvarredi, de la provincia de San Juan, aseguró que la uva de mesa argentina, por la calidad que se está teniendo, “no tiene capacidad para hacer 45 días de barco. Por lo tanto, si queremos llegar a mercados exigentes hay que hacer un replanteo importante además de bajar los costos, principalmente de logística”. Afirman, además, que hay que revisar el tipo de cambio antes de poder exportar.

 

Exportaciones a China y producción de uvas
Actualmente, el 84% de las exportaciones de nuestro país a China son alimentos, principalmente soja y carnes. Desde hace unos años, se está trabajando para poder diversificar este mercado y, desde 2014, se ha agregado a la lista de productos a exportar productos procesados con mayor valor agregado, otros cultivos, y otros tipos de carnes. Sin embargo, para poder hacer efectivas las exportaciones y la consiguiente entrada de divisas que el gobierno necesita, es necesario que los productores recuperen la rentabilidad para poder seguir cultivando, abasteciendo al mercado interno y puedan enviar sus productos al exterior.

La producción de uvas frescas cayó en gran medida durante los últimos años, pero esta situación se agravó en 2016. Mientras que en 2006 se produjeron 433.130 quintales, en 2016 la cantidad fue de 92.712. En 2015 había sido de 163.530.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: El Enfiteuta

Publicidad