26 de junio de 2017 01:19 AM
Imprimir

Reses con aftosa serán sacrificadas en Tame, Arauca

El ICA ya activó el protocolo sanitario para controlar la enfermedad en el hato donde apareció.

Funcionarios del Instituto Colombiano Agropecuario (ICA) ya activaron el protocolo sanitario para controlar el foco de fiebre aftosa detectado en reses de Tame, municipio de Arauca.

Las medidas para controlar la enfermedad, de alta propagación y que afecta al ganado bovino, porcino, ovino y caprino, incluye el sacrificio no solo de las reses contagiadas sino de todas del hato afectado.

Asimismo, el protocolo sanitario activado incluye el bloqueo de la comercialización de animales en Arauca.

Este fin de semana, según informó el ministro de Agricultura, Aurelio Iragorri, el Gobierno notificó ante la Organización Mundial de Sanidad Animal la presencia de ese foco de fiebre aftosa en el país.

Iragorri agregó que el foco afecta a media docena de vacas con esta enfermedad, que no es transmisible a humanos. El predio en el que se detectó cumple con los requisitos sanitarios, confirmó el ICA.

“De 136 animales que posee el predio, siete presentaron lesiones vesiculares que dieron resultado positivo a fiebre aftosa tipo 0”, precisó la entidad.

Según detallaron los responsables del Ministerio de Agricultura, el protocolo de control de este foco de aftosa implicará un trabajo de campo de cinco kilómetros alrededor del hato afectado.

Los animales sacrificados de las fincas afectadas serán enterrados en una fosa con cal para evitar que la enfermedad se siga extendiendo. En este caso se sacrificarán 136 reses, pero los ganaderos serán compensados económicamente por el Gobierno por las pérdidas económicas.

El ICA exhortó a los ganaderos a informar sobre los síntomas de la aftosa. Esa enfermedad es detectada porque los animales afectados presentan salivación excesiva, aparición de ampollas en la nariz y lengua y dolor al momento del ordeño.

Tanto Iragorri como el ICA han manifestado que esta enfermedad no se había detectado en Colombia desde el 28 de mayo del 2009, cuando el país había sido declarado libre de fiebre aftosa con vacunación.

El gerente general del ICA, Luis Humberto Martínez Lacouture, dijo que esa entidad “ha demostrado eficiencia” en estos casos.

La detección del foco de aftosa se da cuando Colombia está ampliando sus mercados de carne bovina en el exterior. El ministro Iragorri no descartó que el virus provenga de Venezuela, de donde llegan ganaderos buscando mejores oportunidades laborales.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: EL TIEMPO

Publicidad