8 de julio de 2017 17:41 PM
Imprimir

Seis preguntas para mantener las pezuñas en buen estado

La recomendación de expertos es observar cómo caminan sus bovinos y si detecta alguna molestia y proceder a mejorarla.
Cómo conservar en buen estado las pezuñas de los bovinos es una de las reflexiones diarias que debe hacerse un ganadero para mantener la salud de su hato.
No hacerlo es exponerse a enfrentar que los bovinos presenten serias complicaciones en su salud, pues las cojeras por el mal estado de las pezuñas, es una de las causas que atenta contra el bienestar animal de los bovinos.
“La cojeras tienen diferentes orígenes: infecciones (dermatitis digital, flemón digital), o lesiones causadas por discontinuidad en el crecimiento del cuerno de las pezuñas (hemorragias, úlcera podal, enfermedad de la línea blanca). Estas no siempre son detectables”, así lo señala Bruno Rutter, en un estudio titulado Patologías Pódales Infecciosas y no Infecciosas en vacas lecheras, de la universidad de Cuenca de Ecuador.
“Suele suceder que los animales se enferman de las pezuñas en los esquemas de confinamiento y en pastoreo solo cuando hay exceso de humedad y en zonas con mucho barro”, sostiene Gabriel Enrique Serrano, médico veterinario, investigador, consultor en ganadería bovina y propietario del portal .
“Sucede que en el confinamiento en las camas blandas no desgastan las callosidades de las patas y entre el casco y el callo se genera pudrición, mientras que en pastoreo se dan heridas en las pezuñas y el barro las infecta”, agregó.
En caso de que eso sucede, Serrano, aconseja consultar a un médico veterinario lo más pronto posible para trate las infecciones y las enfermedades.
Seis preguntas
Según Rutter, el ganadero debe observar de manera permanente sus bovinos y todos los días hacerse seis preguntas que le permitirán mantener bien las pezuñas de los animales.
Ellas son las siguientes:
1.¿Conoce con exactitud y monitorea la cantidad de vacas con cojera en su hato?
En esta pregunta recomienda controlar la escala de movilidad cada dos meses.
2.¿Conoce las principales causas de problemas pódales en su hato?
Aconseja que depende de cada patología la prevención y el tratamiento.
3.¿Desvasa los animales con regularidad una vez al año?
Previene la aparición de cojeras y mejora los aplomos de los animales.
4.¿Los corrales son confortables?
Sugiere que se deben tener en buen estado los pisos de los corrales y limpios.
5.¿Limpia frecuentemente el acceso a los corrales y comederos?
Es una medida de prevención porque son zonas con alta carga bacteriana.
6.¿Cómo es la iluminación dentro de la sala de ordeño?

Tener atención si le permite identificar dentro de la sala lesiones podales para así tratarlas precozmente.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: ContextoGanadero

Publicidad