12 de julio de 2017 15:33 PM
Imprimir

Maíz: lenta cosecha demora embarques

La humedad en los campos y las lluvias están complicando la trilla. Ayer ingresaron 673 camiones con cereal a los puertos de la zona de Rosario.

El exceso de precipitaciones es el denominador común de la actual campaña agrícola y ahora le llegó el turno al maíz, que atraviesa una lenta cosecha que puede derivar en pérdidas de rendimiento muy importantes. Al mismo tiempo y producto de esta situación, también están demorados los embarques del cereal en los puertos.

Tal como detallan desde el análisis de mercado de Fyo, de acuerdo con datos proporcionados por la empresa marítima Nabsa, en la semana cerrada al 10 de julio los compromisos de embarques de maíz argentino suman 2 millones de toneladas que deberán ser cargadas antes del 9 de agosto. Los puertos de Rosario y alrededores presentan el mayor programa de embarques y de acuerdo con el ritmo de camiones de maíz ingresados hasta ayer, se necesitarían 77 días más de descargas manteniendo el mismo ritmo de camiones. Este ratio empeoró mucho respecto del de la semana pasada, producto principalmente del menor arribo de camiones cargados con el cereal por el clima húmedo que demora la trilla del cereal.

Al mismo tiempo, otro dato a destacar es que el line up actual se encuentra un 45% por debajo del volumen que había para embarcar el año pasado en la misma fecha.

En cuanto al avance de la cosecha, hasta la semana pasada, según explicaban desde la Bolsa de Comercio de Rosario, estaba prácticamente congelada en el 36% del total. Hasta el momento, los rindes venían dándose en una amplia franja en torno a los 72 quintales por hectárea, lo que representa bastante por detrás de la media de los últimos años de 84 quintales por hectárea.

En lo inmediato, el clima sigue sin acompañar a la trilla porque para los próximos días se esperan más precipitaciones en las principales zonas productivas.

Los embarques de soja presentan otra realidad, porque en primer lugar la cosecha está prácticamente concluida y en las últimas semanas los productores comenzaron a concretar más ventas para aprovechar la suba de precios.

En las últimas semanas arribaron en promedio más de 2.000 camiones diarios y los compromisos de embarques hasta el 20 de julio para el poroto de soja argentino alcanzan 390.000 toneladas.

Finalmente, el trigo mostraba un line up de 340.000 toneladas para embarcar hasta el 17 de julio.

En la semana bajo análisis los compromisos de embarque de trigo argentino se redujeron un 10% respecto al dato de la semana anterior. Un dato para destacar es que del total de trigo a embarcar en los siguientes días, un 64% tiene como destino a Brasil, lo que demuestra que este país continúa consolidándose como el principal comprador del cereal argentino.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Agromeat

Publicidad