26 de julio de 2017 17:30 PM
Imprimir

Carne: hay que recuperar y abrir nuevos mercados

"Tenemos un sector que se mueve como pez en el agua en la exportación”, indicó el titular de Fifra, Daniel Urcía.

Para el titular de la Federación de Industrias Frigoríficas Regionales de Argentinas (Fifra) y representa de Córdoba del IPCVA, Daniel Urcia, el productor ganadero debe prepararse para exportar carnes a nuevos mercados. Y destacó que hoy existen precios accesibles de todos los cortes para el consumidor.

 

Desde el stand de IPCVA en la exposición rural de Palermo, Urcia dialogó con El Campo Hoy sobre los principales desafíos para el sector ganadero argentino.

“Estuvimos en la feria más importante, que fue Shangai, y este año resaltado por la participación del presidente Mauricio Macri y sus ministros. Paralelo a esto estuvimos en Filipinas, mercado abierto a comienzos de año, con muy buenas posibilidades y ya realizando envíos de carne. Y buscando mercados para que los nuevos frigoríficos hagan exportaciones. Tenemos un sector que se mueve como pez en el agua en la exportación”, indicó.

Por eso destacó que “tenemos que trabajar para que la gente del sector haga nuevas armas en la exportación para empezar a integrar con el consumo interno”.

Según Urcia, el gran desafío que tienen los productores es lograr una mejora en el mercado internacional para aumentar el volumen de exportación. “Somos caros en términos internacionales, hacienda y mano de obra, entonces no tenemos la suficiente competitividad a nivel internacional. Permanentemente está esa mirada si nos conviene exportar o vender a dentro. Lo que planteamos es que las empresas comiencen a desarrollar una pata porque en algún momento va a ser negocio la exportación”.

Por otra parte se refirió al peso promedio de faena establecido en la Argentina. Aseguró que todos los sectores coinciden en que debe elevarse “pero eso se logra en la medida que haya rentabilidad. El mercado interno es el que más tracciona, con el 90 por ciento de la producción, porque hubo una serie de medidas antiganaderas en el gobierno pasado, se eliminó la recría y quedamos en un ciclo corto con presencia d categorías livianas en faena”.

Agregó que “nos hace perder eficiencia pero resulta rentable para el productor ganadero. Transformamos esa preferencia de las dos puntas, si ante una mejora en la competitividad logramos que para el productor sea más rentable tener un animal más pesado vamos a poder elevar el promedio de faena y con la mis cantidad de hacienda vamos a producir más carne”.
Respecto al mercado interno, Urcia destacó que “en general hoy tenemos precios de todas las carnes muy accesibles para el consumidor”.

Caja de ahorro
El titular de Fifra sostuvo que “la ganadería siempre ha sido la caja de ahorro”. Y recordó que para el productor criar ganador era “tener a la vista el capital y poder acceder de manera rápida es una solución”. Sin embargo dejó de ser el complemento de la agricultura para convertirse en una actividad prioritaria.

“El problema es que requiere de recursos humanos que no están, entonces eso la hace más lerda. La carne argentina es reconocida en el mundo, una marca instalada; esperemos poder tener una producción acorde y aprovechar mejores valores en el mercado internacional. La balanza comercial de las carnes es superavitaria, cuando hablamos de ganadería exportó 100 e importó uno. Es una gran oportunidad para Argentina”, finalizó.

Informe de Ricardo Agusti

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Cadena 3

Publicidad