4 de agosto de 2017 11:09 AM
Imprimir

El campo habla . . . . .

Esta semana la acción se trasladó al Congreso de Siembra Directa en Santa Fe. Además, los excesos de humedad continúan complicando la campaña.

… que, mientras todavía suenan los ecos de la Ganadera en Palermo, se retomó rápidamente la actividad en distintos puntos. Remates, exposiciones, charlas, y el encuentro anual de los productores de siembra directa en Santa Fe, adonde también concurrieron varios funcionarios del área, a pesar de los temas acumulados por tanta actividad afuera de los despachos. Igual, sigue siendo mejor la performance del Ejecutivo que la de los legisladores, que también “están en campaña”, pero que le dedican mucho más tiempo aún, especialmente las Comisiones como la de Agricultura en Diputados que, para colmo, estaría por perder a su titular, el masista Gilberto Alegre que, al menos, ya había aprendido la operatoria de la Cámara. Igual, mientras la política domina todo el espectro, igual que el año pasado, sigue sin terminar la cosecha 16/17. De ahí que sigan surgiendo muchas dudas sobre los volúmenes, además de una serie de indicadores desconcertantes como la caída del procesamiento en la molienda de granos respecto del año pasado a esta misma altura (-7%), el excedente de equipos de cosecha, o la firmeza que registraron durante varios días el trigo y el maíz, a pesar de la flojedad internacional, y que no se condice con los supuestos récords de 18,5 y 49 millones respectivamente, con los que sigue insistiendo el Gobierno.

… que, mientras esto se escuchaba en algunos corrillos de Santa Fe (multitudinarios, como siempre), otros preferían, más vale, recordar algunos puntos salientes de la Rural y se preguntaban los porqués del casi excesivo e inhabitual celo y seguridad que se vieron en esta oportunidad. ¿Habría alguna amenaza sobre la figura presidencial que no llegó a trascender?, era una de las preguntas. También la razón por la cual no se volvió a la costumbre de que el discurso oficial lo daba el titular de la cartera agraria y no el presidente de la República que sólo inauguraba oficialmente la muestra, y casi todos le atribuyeron una justificación proselitista, debido a lo mediático de la tribuna de Palermo. Para la gente de las empresas de maquinaria tales temas no les producían ningún desvelo. Más vale, en el sector se siente alivio por la recuperación de la tenencia alcista en las ventas, que registró más de 5 años de bajas. Y si bien todavía no alcanza, en general -los promedios históricos- al menos dejó de caer y ya comenzó a crecer. Algunos, sin embargo, atribuyen esto a las compras que estarían haciendo muchos productores que prefieren capitalizar así los IVA estructurales que tienen. Esto, y el agua que aún afecta vastas zonas de las principales áreas productivas, justificaría los excedentes de equipos de siembra y cosecha que se están registrando. Para otros, además, figura el hecho de que la superficie ocupada por los granos sería menor que la que se acusa oficialmente.

… que los días nublados y las heladas fuertes siguen dañando los trigos que, en algunas zonas, ya perdieron buena parte de su calidad potencial al punto que en la zona centro se habla de, al menos, 23% de la superficie triguera afectada por esta causa. Esto, y la imposibilidad de sembrar en las zonas inundadas aún y sin piso, podría determinar que el cereal no sólo no tenga crecimiento respecto de la última cosecha, sino que además puede disminuir. Esto, sin contar que no será fácil “enrasar” los 18,5 millones de toneladas “oficiales”…Esto no detiene a la molinera local, entusiasmada con el incremento del comercio internacional del producto que ya se calcula en más de 12 millones de toneladas de harina para este 2017, de los cuales Argentina ya justifica más de un millón y apunta a duplicar ese volumen, aunque enfrenta como competidores al gigante turco y también a Canadá. En otros granos, además de los precios flojos ante la mejora en los cultivos estadounidenses, se registran situaciones locales complejas. En maíz, por caso, que podría ocupar parte de la superficie que no se pueda ocupar con trigo (por el agua), se están cobrando hasta u$s5 por cada punto de secado, por tonelada, mientras que en la soja de las provincias norteñas, beneficiadas por la baja de 5 puntos para compensar los fletes, se dice que prácticamente nadie los cobró aún, sólo los que aplicaron el pago de Ganancias…

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Ambito Financiero S.M.

Publicidad