1 de septiembre de 2017 23:09 PM
Imprimir

“Sin tecnología, la ganadería no es sustentable”

En el Simposio de Reproducción Animal que se realiza en Córdoba, el brasileño Pietro Baruselli instó a que los productores utilicen la información para desarrollar sistemas de alta productividad.

El veterinario Pietro Baruselli, investigador, experto en reproducción animal y profesor en la Facultad de Veterinaria de la Universidad de San Pablo, Brasil, es uno los conferencistas del Simposio Internacional de Reproducción animal que tiene lugar entre este jueves y viernes en el Pabellón Argentina de la Ciudad Universitaria de Córdoba.

Convocado por el Irac (Instituto de Reproducción Animal Córdoba) Baruselli respondió sobre algunas de las tendencias tecnológicas y el potencial de la ganadería en la región. También sobre las opciones que tienen los productores para mejorar sus indicadores y obtener mejores resultados económicos.

“Tenemos que crear conciencia de cómo hacer para que los productores utilicen la información para desarrollar sistemas de alta productividad y de alto retorno económico. Sin la incorporación de tecnología, no es sustentable en América latina”, destacó.

–¿Qué comparación hace entre Argentina y Brasil en materia ganadera?

–Toda América latina tiene un sistema parecido en producción de ganadería de carne y leche. Nuestros sistemas se producen a pasto. Los sistemas europeos y americanos son más animales concentrados, confinados, y pienso que es este es un modo muy interesante para producir con costos internacionales competitivos. Tanto Argentina como Brasil necesitan mejorar la productividad y la discusión pasa por cuál tecnología aplicamos para obtener un aumento de producción por hectárea.

–¿Cuál es el promedio de preñez en Brasil y Argentina y cómo se podría incrementar?

–Son sistemas muy parecidos. Tanto en Brasil como en Argentina, cada 100 vacas producimos 60 terneros. Pero podríamos producir 80/85 terneros cada 100 vacas. Tenemos tecnología para hacer eso. Es un sistema que está disponible para el productor, que tiene que conocer, que necesita una persona que pueda ayudar a implantar programas para producir más por vaca y por área productiva.

–¿Esto significa una inversión mayor para el ganadero?

–Sí, pero también significa más ganancia por hectárea. En Brasil, cuando desarrollamos una tecnología lógicamente va a tener un costo mayor, una inversión inicial más alta. Pero hacemos  un cálculo económico de cuánto agregamos valor a toda la finca. Por ejemplo, si en vez de usar solo monta natural de los toros, usamos IATF (inseminación artificial a tiempo fijo) y luego un repaso con toro, comparando con monta natural, generamos un 25 por ciento más de ganancia. El 90 por ciento de la producción en Latinoamérica se hace con monta natural.

–¿Qué tecnología nueva hay en sistemas de reproducción?

–Por ejemplo, una de las tecnologías que usamos muy poco en la región es la inseminación artificial; no es nueva, pero es muy poco utilizada. Se está intentando desarrollar sistemas para facilitar la aplicación de la inseminación. Los productores deberían adoptar la inseminación porque la inseminación significa mejoramiento genético; los toros que están en el campo no son buenos y los que están en los bancos genéticos o centrales de inseminación son superiores. Hay que introducir la inseminación para mejorar genéticamente los sistemas; lógicamente, con todos los controles de producción para poder ganar más por hectárea, para poder tener un retorno más importante.  Nosotros en Brasil tenemos los sistemas de producción que se llaman Valor por ganancia por hectárea. Si la ganadería no mejora la ganancia por hectárea va a ser sustituida por la agricultura o por otra actividad. Tenemos que crear conciencia de cómo hacer para que los productores utilicen la información para desarrollar sistemas de alta productividad y de alto retorno económico. Sin la incorporación de tecnología, no es sustentable en América latina.

–¿Hay tecnologías que tienden a reemplazar la técnica de la inseminación artificial a tiempo fijo (IATF)?

–Sí, hay varios estudios en todo el mundo intentando desarrollar novedades para el sector y podrían ser utilizadas otras herramientas y no los dispositivos actuales para intentar reemplazarlos. Son cosas nuevas que tienen que ser investigadas. Pero sí, es posible.

–¿En caso de usarse otra tecnología, tal vez no de mayor preñez, pero ahorraría costos al productor?

–Todo tiene que ser probado, testeado, muy desarrollado. La reproducción interactúa con muchas cosas y para comprender la eficiencia de un nuevo producto hay que probarlo, sería muy interesante, y hacer varios estudios para confirmar.

–¿Cómo ve la ganadería en Argentina?

–Argentina es un jugador muy importante en el mundo. Tiene casi 50 millones de cabezas y con productos de mucha calidad y tiene un futuro importante para el mercado mundial, tanto en la producción de carne como de leche.

–¿Brasil y Argentina pueden producir más de lo que producen?

–Hay muy pocos países que pueden ofrecer carne como la región de Latinoamérica; seguramente seremos los abastecedores del mundo, porque tenemos las condiciones y en el futuro habrá una población global de nueve mil  millones para alimentar.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: AgroVoz

Publicidad