11 de septiembre de 2017 10:21 AM
Imprimir

Lo que se vio en Fericerdo: integración y agregado de valor

En Cooperl, la gran cooperativa de Francia que mostró su modelo en el Inta Marcos Juárez, procesan hasta los desechos, que son vendidos como abono. El pelo de cerdo se utiliza para alimento de crustáceos.

Uno de los bloques de Fericerdo 2017 estuvo a cargo de la cooperativa Cooperl, que agrupa en Francia a más de 2.700 productores y es líder en el sector porcino europeo. Su filosofía radica en la integración y el agregado de valor, dos valores que en la zona del Inta Marcos Juarez, sede de la muestra, quieren arraigar firmemente.

El arribo de Edouard Mercault, responsable del área económica de la cooperativa, comenzó a gestarse en mayo, cuando integrantes de la Municipalidad de Marcos Juárez y el ProCórdoba visitaron establecimientos porcinos de España, Francia y Holanda, hasta que llegaron a la zona de Lamballe, en el noroeste francés, y se dieron con esta empresa iniciada hace 50 años con un pequeño grupo de asociados. Actualmente facturan 2.000 millones de euros por año.

“La integración es la clave. Pensar con mentalidad de agregado de valor es lo que queremos traer a la zona de Marcos Juárez”, explicó Mario Lorenzo, director de Servicios de Promoción Económica del municipio, entre quienes conocieron el trabajo de la cooperativa, reporta Agrovoz.

“Procesan hasta los desechos, que son vendidos a la zona de Champagne como abono. El pelo lo venden para alimento de crustáceos. Todo tiene una visión de rentabilidad económica”, relató.

Marca propia
La cooperativa llega a la góndola de los supermercados franceses con marca propia o a través de su cadena de carnicerías con cortes frescos. También comercializa productos a terceros, que le agregan su marca. Tienen distribución en todo el país, con filiales en Rusia y China. No cuentan con presencia en Latinoamérica, pero están investigando el mercado.

La exposición de Mercault pasó por explicar cómo gestionan la integración entre los productores, con sus problemas y soluciones, los estudios de mercado que realizan para conocer los gustos de los consumidores, todos los detalles de su ciclo completo de procesos, y los nuevos proyectos de Cooperl.

La coyuntura
Entre los debates abiertos en esta 12º edición de Fericerdo, necesariamente se tocó el tema de la importación de carne porcina desde Estados Unidos, y la preocupación, principalmente sanitaria, que esto genera.

“El sector está acostumbrado a las importaciones, pero generalmente son de Brasil. Cuando empiezan a aparecer de Estados Unidos y Canadá, preocupa en momentos que se está creciendo”, apuntó Jorge Brunori, el referente principal del Inta en el ámbito porcino.

Estimó las importaciones van a terminar representando un 10 por ciento del consumo, pero advirtió que si se importan cortes congelados, lo que preocupa es que se descongelen y se pongan para la venta del consumo en fresco, con la perspectiva de que se corte la cadena de frío.

“Como protección del sector, lo que se pide no es cortar la importación, sino que se identifique y diferencie bien para el consumidor el producto importado del nacional”, aclaró.

Síndrome respiratorio
La otra preocupación es de orden sanitario, ante la posibilidad de que esos cortes importados sean transmisores del síndrome respiratorio y reproductivo porcino (PRRS por su sigla en inglés), de la cual es libre la Argentina, no así los Estados Unidos. Si bien es un virus que no afecta al consumidor, sí puede incidir sobre la producción.

En el sector no están totalmente convencidos de que no sea riesgoso y piensan que el virus podría llegar a sobrevivir en la carne congelada, y de alguna manera llegar al cerdo argentino. “Fue un riesgo que ya sufrió Chile en su momento”, apuntó Brunori .

“A la Argentina le costó mucho ser declarada libre de esa enfermedad, que en alguna medida se transforma en una barrera paraarancelaria”, agregó.

El futuro
Pensando en el norte de la actividad, más allá del problema con las importaciones, el técnico del Inta estimó que el negocio va a seguir muy bien porque se sustenta en el aumento del consumo interno. A los 15 ó 16 kilos por persona y por año de la actualidad, calculó que se pueden sumar otros 10 kilos de consumo per cápita en los próximos años, lo que llevará a incrementar en casi 200.000 el stock de madres.

Además, se está generando el proceso de exportación con el Gobierno nacional para desarrollar nuevos mercados. “Basándonos en un mercado interno insatisfecho y un mercado externo por desarrollar, de no mediar ninguna variable económica, el futuro del negocio va a ser muy bueno”, concluyó.

La muestra, que se desarrolló entre el 24 y 25 de agosto pasado, recibió a más de 15.000 visitantes y a unas 130 empresas que promocionaron sus insumos y tecnologías. El programa de conferencias y seminarios tuvo como eje la eficiencia de los sistemas y la puesta a disposición de los productores de innovaciones y experiencias, detrás de lograr escala y sustentabilidad en los proyectos.

Los debates sobre los procesos asociativos, la producción y sus perspectivas estuvieron presentes los dos días.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: ElSitioPorcino

Publicidad