16 de septiembre de 2017 11:56 AM
Imprimir

Prevén una reducción del área por sembrar con sorgo granífero

Superficie en retroceso Es muy probable que caiga por lo menos 2 por ciento el área sembrada con sorgo granífero en la Argentina en la campaña 2017/2018. La explicación es muy sencilla: desde el punto de vista de la demanda, los bajos precios del maíz y sus mejores cualidades nutritivas para alimentación animal reducen las […]

Superficie en retroceso

Es muy probable que caiga por lo menos 2 por ciento el área sembrada con sorgo granífero en la Argentina en la campaña 2017/2018. La explicación es muy sencilla: desde el punto de vista de la demanda, los bajos precios del maíz y sus mejores cualidades nutritivas para alimentación animal reducen las compras del grano. Desde el punto de vista de la oferta, los nuevos sistemas de producción de maíz dan mejores resultados económicos que los de sorgo granífero.

Menores rindes relativos

Marcelo Zucal, un técnico que visita campos del Chaco y de otras provincias productoras de sorgo, es bastante pesimista sobre su siembra en el ciclo 2017/2018. “Con los nuevos híbridos de maíz y un manejo adecuado, en el Chaco se pueden obtener 8000kg/ha con 350 mm de lluvia, mientras que con sorgo es difícil superar los 6000”, diferencia. Además, el sorgo muestra otras debilidades, como ser atacado por las palomas y requerir una cosecha más compleja que la del maíz.

Consumo animal

“En la Argentina, el principal destino del sorgo es el consumo animal; la actividad exportadora fue perdiendo protagonismo con el correr de los años”, recuerda Sofía Corina, autora de un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario sobre el grano. Según cifras oficiales, el volumen exportado en la campaña 2016/2017 fue de 300.000 toneladas, tres veces menos que en el ciclo 2014/2015, y ocupa sólo el 9 por ciento del comercio mundial.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: La Nacion

Publicidad