16 de septiembre de 2017 12:32 PM
Imprimir

Un debate que se fue por las ramas de un “Pino”

Un proyecto de ley y una serie de tuits del senador Fernando Solanas despertaron fuertes críticas del agro.

Realmente no puedo creer las cosas que se leen en las redes sociales, Don Productivo. Y encima con gente que tiene cargos públicos de alto nivel, de renombre, trayectoria, que se supone deberían revisar un poco lo que escriben. Me dan ganas de arrojar el celular al piso.

–Pero cálmese, Don Tecnológico. Usted que es una persona tranquila, es muy raro verlo así. Venga, arrime la reposera y siéntese, que le sirvo unos amargos para que se tranquilice.

–Me tienen atribulado un proyecto de ley y algunas declaraciones que formuló en Twitter el senador y excineasta Fernando “Pino” Solanas.

–Ah, sí, algo leí. Presentó una iniciativa para regular las pulverizaciones de fitosanitarios en zonas periurbanas…

–Así es. Pretende que se sancione una ley a nivel nacional que impida las aplicaciones a menos de 1.500 metros de los ejidos urbanos cuando sean terrestres; y a menos de 5.000 cuando sean aéreas.

–¿Y cuál sería la razón…?

–Vaya uno a saber, pero es bueno recordar las recomendaciones del Ministerio de Agroindustria, que indican distancias de 100 metros para pulverizaciones terrestres y de 200 para aéreas, según la categoría de fitosanitarios; la ley que rige en Córdoba impone 500 y 1.500 metros, respectivamente. En Europa aplican hasta al lado de la ventana. El problema no es la distancia, sino los cuidados que se tomen.

–Precisamente esta semana hubo un congreso sobre el tema en Córdoba, organizado por el Inta.

–Ahí se habló mucho de consenso urbano-rural, pero se cuestionaron las iniciativas que no tienen fundamento científico. Un cálculo rápido que se hizo es que, prohibiendo aplicaciones a 1.500 metros, se afectaría en Córdoba 800 mil hectáreas productivas. El Inta eligió un lema muy bueno: “Periurbanos hacia el consenso”. Pero imagine qué consenso se puede lograr con legisladores que impulsan semejantes iniciativas, y ni hablar de lo que declaran por las redes sociales.

–No me diga que don “Pino” siguió continuó la polémica por esa vía…

–Más que continuarla, la profundizó. Aprovechó que las lluvias agravaron las inundaciones para decir que los agronegocios las favorecen y que el modelo agrotóxico que transformó la producción argentina terminó destruyendo nuestros suelos y esto explica las inundaciones que vivimos. No conforme con eso, dijo que no sólo quienes viven alrededor de las áreas “fumigadas” están expuestos, porque se encontró glifosato hasta en la Antártida.

–¿…?

–Y no olvidemos que don Pino es titular de la Comisión de Ambiente y Desarrollo Sustentable del Senado. Un cargo demasiado importante como para andar haciendo afirmaciones sin un mínimo amparo de la ciencia, ¿no?.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: AgroVoz

Publicidad