9 de octubre de 2017 11:33 AM
Imprimir

De los embutidos a los alimentos congelados

Con sede en Villa Gobernador Gálvez, Santa Fe, la empresa Paladini tiene hoy seis plantas productivas y emplea a más de 2400 en forma directa. Uno de sus mayores orgullos es la incorporación de tecnología –importada de Dinamarca y Austria– en su procesos de faena y producción. Su capacidad de faena es de 250 kilos […]

Con sede en Villa Gobernador Gálvez, Santa Fe, la empresa Paladini tiene hoy seis plantas productivas y emplea a más de 2400 en forma directa. Uno de sus mayores orgullos es la incorporación de tecnología –importada de Dinamarca y Austria– en su procesos de faena y producción. Su capacidad de faena es de 250 kilos por hora, una alta velocidad ya que cada cerdo pesa unos 120 kilos. También destacan el “trato humanitario” para los animales, que son insensibilizados con dióxido de carbono, y su planta de tratamiento de efluentes.

Entre sus productos más vendidos está la mortadela, el jamón cocido, los salames y salchichas. Pero están atentos a la tendencia de la alimentación saludable y planean incorporar productos con menos grasas: recientemente lanzaron una mortadela con queso, reducida en grasa, y firmaron un acuerdo para bajar progresivamente el sodio.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: El Crtonista

Publicidad