17 de octubre de 2017 03:40 AM
Imprimir

Brucelosis: atribuyen negligencia criminal a directivos de Veterinaria

Paraguay : El pasado día 6 se confirmó el brote de brucelosis en la granja de caprinos de la Facultad de Veterinaria UNA y no se comunicó a Senacsa. Ya había una estudiante afectada y se permitió que más gente siguiera en contacto con los animales. Hasta el día 10 se vendía aún leche de cabra.

Tras un recorrido que realizamos ayer por la Granja Experimental del Departamento de Producción Animal, División de Ganado Caprino, pudimos observar que hasta las 10:30 de la mañana ninguna medida de bioseguridad se había tomado. Esto pese a que el brote de brucelosis ya fue confirmado por laboratorio el 6 del corriente, arrojando como resultado 14 positivos a la enfermedad, dos bajo sospecha, de un total de 33.

Los funcionarios asignados al lugar estaban sin tapabocas ni otro tipo de protección, los portones abierto, con personas entrando y saliendo del sitio pese a que se trata de una enfermedad sumamente contagiosa, incluso aerógena, por partículas suspendidas en el aire.

Asimismo, las cabras no fueron aisladas, sino que se encontraban juntas en un mismo lugar, algunas con marcas de animal sano y otras de contagiado. Por ejemplo, los afectados por la enfermedad, con una pintura roja en forma de cruz en su pelaje; los negativos, con pintura verde.

Lo más grave de todo es el hermético manejo de la información; no alertaron del hallazgo y sus riesgos ni a los estudiantes. Luis Carísimo y Pablo Torres calificaron como una negligencia criminal el actuar de las autoridades, que permitió que un grupo de alumnos siguiera en contacto con los animales el martes 10 y otros el miércoles 11, pese a que ya el viernes 6 tuvieron la confirmación laboratorial y a que el 30 de setiembre una alumna afectada ya tenía un resultado positivo.

Igualmente, de acuerdo a notas de remisión de leche de cabra a las cuales accedimos, pudimos corroborar que, como si nada pasara, hasta el martes 10 el alimento seguía saliendo de la granja para ser comercializado, pese a que el 6 ya sabían del brote de la enfermedad. La leche suele ser adquirida por terceras personas, como ser familiares de pacientes del Hospital de Clínicas, cuyo predio está a escasos 50 metros del campo experimental caprino.

Senacsa, por la prensa

El Senacsa se enteró del brote de brucelosis por la publicación de nuestro diario, según nota remitida a la decana de Veterinaria, Azucena Cabrera. En el escrito le comunica la inmediata intervención técnico-sanitaria y legal de la institución y la suspensión del certificado de hato libre de brucelosis, también del ganado bovino.

El documento refiere que se conformó un equipo técnico con Ramona Dávalos, directora de Programas Sanitarios; Víctor Maldonado, director de Epidemiología; Víctor Aquino, especialista en ovinos y caprinos, y Raúl Martínez, técnico.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: ABC

Publicidad