28 de octubre de 2017 18:11 PM
Imprimir

Interior amarillo: el corazón del agro votó la lista completa de Cambiemos

En bastiones rurales como Junín y Pergamino no hubo corte de boleta. Bullrich cosechó más que intendentes en la mayoría de las comunas oficialistas. El agua no afectó. La Sexta, a la cabeza

Con el resultado que arrojaron las elecciones generales del último domingo, quedó en evidencia la consolidación del núcleo duro del voto amarillo que radica en los distritos bonaerenses fuertemente ligados a la actividad agropecuaria. Tal es así que en más de una decena de bastiones rurales, entre los que predominan Junín y Pergamino, el triunfo de Cambiemos fue con un porcentaje contundente en todas las categorías, registrándose un ínfimo corte de boleta. El lazo generado post quita de retenciones a los granos, sumado al alto nivel de aceptación de la imagen de la gobernadora María Eugenia Vidal fueron factores determinantes.

En el caso del norte provincial, los dos principales municipios de la Segunda sección, San Nicolás y Pergamino, otorgaron al frente de Gobierno cómodos triunfos. En la comuna referenciada por los Passaglia, tanto la lista local como la boleta encabezada por Esteban Bullrich obtuvieron alrededor del 44%, superando por más de diez puntos a Unidad Ciudadana en ambas categorías. En el distrito administrado por el macrista Javier Martínez, la victoria del oficialismo fue arrasadora, con una cosecha que, en todos los rubros, rondó el 57% del total de voluntades.

En uno de los distritos centrales de la Cuarta sección, Junín, la gruesa cosecha de la lista local fue de la mano con lo obtenido por Bullrich: ambas obtuvieron el 51%. Fue aún mayor aquí el respaldo para quien encabezó la boleta seccional,  el secretario de Modernización y Gestión juninense, Juan Fiorini, el cual se impuso con el 52,4% de los votos, el doble de lo obtenido por Unidad Ciudadana y 40 puntos más que un ex intendente de ese municipio, Mario Meoni. Este resultado significó un fuerte posicionamiento seccional del alcalde macrista Pablo Petrecca.

Otros municipios donde la apuesta por Cambiemos se dio con boleta entera fueron Bragado, Belgrano, General Guido, Lavalle, Las Flores, Magdalena, Rojas y Tornquist.

En tanto, en el noroeste, no afectó a la performance amarilla la crítica situación que varias comunas atraviesan por las persistentes inundaciones. En distritos donde se ha declarado la emergencia agropecuaria y se hacen sentir la falta de infraestructura hidráulica, el mensaje oficialista tendiente a focalizar en la pesada herencia y prometer la pronta realización de obras tuvo su recepción positiva en un electorado que le extiende un holgado crédito al Gobierno post quita de retenciones a los granos.

De esta manera, el candidato oficialista al Senado de la Nación logró mejores resultados que las listas locales de Cambiemos bendecidas por los intendentes en comunas con zonas inundadas como Rivadavia, General Villegas, Puán, Ayacucho, Carlos Tejedor y Adolfo Alsina. Otras victorias significativas se dieron en distritos como Pellegrini y Saladillo, donde se rompió la barrera de los 60 puntos.

Asimismo, el ex ministro de Educación cosechó un triunfo significativamente superior a las listas locales en distritos como Coronel Rosales (arrasó con el 62,7%, mientras que el candidato local de Cambiemos ganó con el 50%), Pinamar (con el 52%, obtuvo diez puntos más que el candidato del intendente Martín Yeza), Salliqueló (58% contra el 35,7% de la nómina municipal) y San Cayetano (59,2% frente al 50,7% de la boleta del intendente Miguel Gargalione).

Esto también se registró en uno de los bastiones de la Quinta sección: Tandil, donde la nómina bendecida por el jefe comunal Miguel Lunghi se impuso con el 48% de los votos, cinco puntos por debajo de la performance lograda por Bullrich en la ciudad serrana.

En la Quinta, la cosecha de Cambiemos creció en varios distritos propios como Rauch, Mar Chiquita, San Cayetano, Maipú y Castelli, entre otros. Pero, sin dudas, el triunfo central que movió definitivamente el amperímetro en favor del frente de Gobierno fue el que se dio en Mar del Plata. Allí, el oficialismo merodeó el 50% en todos los órdenes. “La coalición política se ha consolidado con este apoyo de la sociedad”, destacó el jefe de campaña de Cambiemos en esta sección, el diputado Maximiliano Abad.

La ola amarilla predominó en el interior bonaerense, pero la Sexta sección fue donde mejores resultados obtuvo el oficialismo.

Aquí, Cambiemos superó la barrera de los 53 puntos. Sin dudas, marcó el pulso su bastión principal, Bahía Blanca, donde, la lista municipal le sacó una significativa luz de 30 puntos de ventaja a su inmediato seguidor, Unidad Ciudadana. La misma diferencia se advirtió en la compulsa seccional y provincial.

La amplia ventaja que obtuvo Cambiemos en agosto no dejó lugar a las especulaciones previas. “La gente vota a (Héctor) Gay”, describieron desde Bahía Blanca para explicar lo determinante que resultó el intendente en la elección. Junto a la senadora Nidia Moirano y el diputado Santiago Nardelli, se constituyeron en un tridente que comenzó a moverse en módulo y se convirtió en una pieza clave en la Sexta.

Por otro lado, las listas locales en distritos de Cambiemos que triunfaron, incluso superando la cosecha de Bullrich, se registraron en Balcarce, Chacabuco, Ameghino, General Arenales, La Madrid, Madariaga, Viamonte, Lezama, Lobería, Lobos, Mar Chiquita, Rauch, Suipacha, Baradero y San Pedro.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: www.letrap.com.ar

Publicidad