2 de noviembre de 2017 08:33 AM
Imprimir

Bayer le ganó a Santa Fe la batalla judicial contra Ingresos Brutos

La empresa fue contra el gobierno por la alícuota extra que se les cobra por vender en Santa Fe productos no fabricados en la provincia. La Corte Suprema de Justicia declaró la inconstitucionalidad de las tasas diferenciales en el impuesto a los Ingresos Brutos, establecidas por algunas provincias para contribuyentes que realizan actividad en esa […]

La empresa fue contra el gobierno por la alícuota extra que se les cobra por vender en Santa Fe productos no fabricados en la provincia.

La Corte Suprema de Justicia declaró la inconstitucionalidad de las tasas diferenciales en el impuesto a los Ingresos Brutos, establecidas por algunas provincias para contribuyentes que realizan actividad en esa jurisdicción pero fabrican sus productos en otra. La causa analizada por los jueces se refiere, en concreto, a una demanda presentada por Bayer contra Santa Fe.

La compañía comercializa en Santa Fe “medicamentos de uso humano y productos farmacéuticos”, además de “plaguicidas y productos químicos de uso agropecuario” que no fabrica en la provincia y por eso Santa Fe le cobra un 3.5% de Ingresos Brutos cuando la empresa pagó la alícuota general del 1 y 2% según el caso. En el reclamo que originó la demanda, correspondiente a los pagos del período de enero de 2010 a junio de 2011, el fisco provincial le reclamaba a Bayer tanto los montos por las diferencias surgidas de determinar el impuesto con una u otra alícuota, como los intereses y las multas; en total, casi $ 3 M.

Pero los jueces rechazaron esa pretensión y le dieron la razón a la empresa generando así un leading case ya que hay un centenera de empresa que están litigando contra Santa Fe, Buenos Aires, Córdoba y Entre Ríos, entre otras provincias, contra esa suerte de “aduanas internas”, según la Corte. El caso estalla justo cuando el gobierno nacional presiona a las provincias para que bajen Ingresos Brutos, un impuesto extremadamente distorsivo según las cámaras empresarias.

Según los cálculos del ministro de Economía de Santa Fe, la provincia deja de recaudar unos $1.000 M al año por las cautelares que obtienen empresas grandes que se quejan de que les cobran una alícuota más cara de Ingresos Brutos por vender en Santa Fe productos que no fabrican en la provincia.

La estrategia de Santa Fe era generar un acuerdo ordenado entre las provincias grandes para unificar criterios, tema complicado en lo técnico y en lo político por las distintas presiones fiscales y estados financieros de cada juridiscción. Este fallo viene a meter presión a las provincias y apurará los acuerdos políticos entre provincias que hasta ahora no se habían sellado.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Punto Biz

Publicidad