5 de noviembre de 2017 02:34 AM
Imprimir

El pavo no reina en las mesas argentinas

La producción local es incipiente y lo que se come aquí se importa casi todo desde Brasil.

100 gramos  consumo per cápita de carne de pavo

Pese a ser un país bastante carnívoro, la Argentina tiene un bajo desarrollo en lo que respecta a carnes no tradicionales. Así, por ejemplo, se puede observar que la carne de pavo no está entre las predilectas por los paladares criollos: según Alimentos Argentinos, su consumo per cápita anual es de tan sólo 100 gramos.

En tanto, en América del Sur, Chile registra el mayor nivel de consumo y presenta un curioso caso de crecimiento: hace 10 años demandaba apenas 0,20 kilos por habitante, pero actualmente está superando los 2,15 kilos per cápita. Por su parte, el consumo brasileño apenas alcanza el medio kilo por habitante, por año.

La producción de carne de pavo es incipiente y todavía se crían estos animales para el autoconsumo, sin visión comercial. Existen pocos emprendimientos industriales de importancia y parte del volumen necesario para el abastecimiento del mercado interno se importa de Brasil. A la vez, las compras externas argentinas han aumentado considerablemente en los últimos años, fundamentalmente las de productos troceados y fiambres.

La producción mundial de carne de pavo es de alrededor de cuatro millones de toneladas, lo que representa un 9% de la producción mundial de carne aviar. En el último quinquenio, creció en forma sostenida a una tasa del 3% anual.

Estados Unidos es el primer productor global, con más del 55% del total; le sigue Francia con el 15%. Si se suman a los volúmenes aportados por esos países los de Italia, Reino Unido, Alemania, Canadá y Brasil, está allí concentrado el 94% de la producción mundial.

Los principales importadores mundiales son México, Rusia, Alemania -a pesar de ser el quinto productor del planeta- y Sudáfrica. En tanto, los principales exportadores de carne de pavo son Estados Unidos, Francia, Holanda y Brasil.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: La Nacion

Publicidad