12 de diciembre de 2017 23:17 PM
Imprimir

Para Sudamérica se prevé un aumento en la producción de carne de animal en el 2018

El panorama para nuestra región luce favorable con respecto a la producción avícola, porcina y ganadera.

La producción de proteína animal está creciendo a nivel mundial, generando un gran competencia entre las especies de carne (avícola, porcina, vacuna, entre otras) para atraer la atención del consumidor. Este fuerte aumento de la producción está siendo impulsado principalmente por Brasil, China y Estados Unidos.

La carne de vacuno y porcino son las que más van a tener un crecimiento expansivo y mundial. Se espera que para el 2018, la producción mundial de carne de vacuno subirá por tercer año consecutivo, mientras que la de cerdo continuará propagándose. Asimismo se pronostica que la producción avícola también incrementará.

Y aunque el panorama suene auspicioso, existirán incertidumbres para el siguiente año, los cuales tendrán relación con temas políticos globales, así como con temas de bioseguridad, Influenza Aviar y la Peste Porcina Africana.

Situación productiva para el 2018

Sudamérica: la producción aumentará para el siguiente año. Brasil y Argentina aumentarán su producción de carne de vacuno en un 5% y un 4%, respectivamente. Brasil también ampliará la producción avícola y porcina.

Norteamérica: la producción continuará creciendo por lo que aumentará la dependencia con el comercio, siendo una incertidumbre el acceso a los mercados en 2018.

Unión Europea: la exportaciones siguen siendo claves. El acceso a los mercados de exportación es cada vez más importante para los procesadores, a medida que aumenta la producción, mientras que los problemas sociales siguen siendo prioritarios para los consumidores nacionales.

China: aumentará la oferta de carne de cerdo mientras que la de ave estará estable. El mercado porcino de China está entrando en un ciclo descendente, y las importaciones aumentarán a medida que continúe el ajuste estructural. La oferta total de carne de ave estará estable, disminuyendo la oferta de ave blanca y subiendo la de otras especies. La oferta de carne de vacuno crecerá constantemente, siendo las importaciones la principal fuente motriz.

Asia sudoriental: el crecimiento de la producción se desacelerará. La producción avícola se está reduciendo en respuesta al exceso de oferta. Las importaciones seguirán satisfaciendo la demanda de carne de vacuno, y el precio será el principal objetivo en la toma de decisiones comerciales.

Australia y Nueva Zelanda: la producción de carne de vacuno y cordero se mantendrá estable. En Australia han mejorado las condiciones estacionales, apoyando la demanda del ganadero. En Nueva Zelanda, los exportadores de carne de vacuno dependen del crecimiento continuo de la demanda en los mercados de exportación.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Agromeat

Publicidad