12 de marzo de 2018 10:03 AM
Imprimir

Satisfacción en la industria cárnica neozelandesa por la firma del acuerdo de libre comercio del Pacífico

Nueva Zelanda y otros 10 países han firmado definitivamente el acuerdo de libre comercio para el Pacífico que fue revisado y renegociado después de que Estados Unidos se retiró el año pasado. Beef + Lamb New Zealand calculó que el acuerdo ahorraría al sector de carnes rojas de Nueva Zelanda más de 70 millones de […]

Nueva Zelanda y otros 10 países han firmado definitivamente el acuerdo de libre comercio para el Pacífico que fue revisado y renegociado después de que Estados Unidos se retiró el año pasado. Beef + Lamb New Zealand calculó que el acuerdo ahorraría al sector de carnes rojas de Nueva Zelanda más de 70 millones de dólares en aranceles una vez que se implementen por completo.

El acuerdo es crucial para obtener un mejor acceso a Japón, donde Australia ha tomado una gran parte de la cuota de mercado de Nueva Zelanda después de firmar un acuerdo con el país hace dos años.

Rowena Hume, directora de Beef + Lamb dijo que habría beneficios inmediatos una vez que se implemente el acuerdo. “Por ejemplo, Japón, que es uno de nuestros mercados de carne más grandes, una vez que entre en vigor, los aranceles sobre la carne bajarán del 38.5% al 27.4% … eso es realmente significativo.

“En los últimos años desde que el TLC de Australia entró en vigor con Japón, sus exportaciones de carne de vacuno aumentaron en alrededor de mil millones de dólares, mientras que las nuestras se redujeron en unos 50 millones”.

Hume dijo que el mercado había estado creciendo, pero Nueva Zelanda había estado perdiendo una gran parte del mercado. “También obtendremos una ventaja significativa inmediata sobre los EE. UU., que son los segundos mayores exportadores de carne de vacuno a Japón, porque seguirán enfrentando los mismos aranceles del 38,5%”.

Con el acuerdo firmado, Nueva Zelanda todavía tiene que pasar por su proceso de ratificación interno, pero Hume dijo que los exportadores obtendrían las recompensas una vez que se hiciera. “El producto que ingrese a Japón después de ese primer día enfrentará esa reducción arancelaria inmediata”, asegura.

Fuente: Eurocarne

Publicidad