22 de marzo de 2018 10:35 AM
Imprimir

El HLB ya está rondando los naranjos del norte de Entre Ríos

El último 19 de marzo el Laboratorio de la Estación Experimental Obispo Colombres, en Tucumán, confirmó cinco resultados positivos sobre la presencia del insecto vector de la temible HLB sobre un total de 81 muestras tomadas en la localidad de Federación y enviadas a Tucumán. De esas cinco “chicharritas”, como se conoce al insecto, había […]

El último 19 de marzo el Laboratorio de la Estación Experimental Obispo Colombres, en Tucumán, confirmó cinco resultados positivos sobre la presencia del insecto vector de la temible HLB sobre un total de 81 muestras tomadas en la localidad de Federación y enviadas a Tucumán. De esas cinco “chicharritas”, como se conoce al insecto, había tres en fase de adultos y dos en estadios ninfales. Además, tres de esos análisis corresponden a lotes que estaban por ahora fuera del área de contingencia.

Con el análisis a la vista, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) confirmó en las últimas horas la presencia del virus denominado Huanglongbing (HLB),que provoca la enfermedad de los cítricos  vulgarmente llamada “Dragón amarillo”, en el norte de Entre Ríos. Se trata de una de las principales regiones de cítricos dulces (naranjas y mandarinas) del país.

Frente a la confirmación, Fernando Borgo, titular de la Federación del Citrus de Entre Ríos (Fecier), dijo que “el problema del HLB es mucho más grave que la contingencia climática” que actualmente vive la actividad. El sector citrícola está duramente golpeado en la provincia por la escasez de lluvias, al igual que el resto de las producciones de la provincia.

“Se van encontrando cada vez más casos en la zona, y es una enfermedad que ha destruido en el mundo gran parte de la citricultura donde entra”, alertó Borgo, para quien los análisis positivos de HLB “nos presagia una situación muy compleja en lo fitosanitario de aquí en adelante”.

“La sequía vino este año y si Dios quiere el año que viene no será. Son peleas que dan un respiro. El HLB nos muestran las estadísticas que es una situación muy compleja”, razonó el dirigente.

Las inspecciones del Senasa que arrojaron casos positivos se llevaron a cabo los días 27 y 28 de febrero, y 1 y 6 de marzo, en el marco del Programa Nacional de Prevención del HLB que coordina el Senasa, e integran distintas instituciones nacionales y provinciales del sector público y privado.

Hubo tres muestras que fueron tomadas fuera del área de control inicial, donde no se habían detectado casos positivos hasta el momento, por lo que ahora se aplicará el plan de contingencia en una zona más extensa, según Resolución Senasa 372/16.

Las principales acciones consisten en inspeccionar el total de las plantas hospederas en un radio de diez kilómetros desde el foco detectado, además de concientizar a la población sobre la problemática, restringir el movimiento de fruta fresca cítrica sin proceso y prohibir el traslado de material de propagación hospedero. Además, aquellos productores con detecciones en estadios ninfales deberán erradicar las plantas donde el ejemplar se encontraba posado.

Fuente: Bichos de Campo

Publicidad