8 de septiembre de 2018 09:52 AM
Imprimir

Retenciones : El trigo está tocado pero lejos de ser hundido

A pesar de que los exportadores ya trasladaron una baja al precio del cereal, la ecuación sigue siendo atractiva para los productores.

Al trigo le sacudieron el paraíso en el que estaba, pero sigue gozando de un momento atractivo. La imposición de retenciones de 4 pesos por dólar exportado llegó cuando ya se había terminado de sembrar el cereal de la campaña 2018/19, por lo que no generó volantazos en el rumbo de las sembradoras. El área implantada alcanza los 6,1 millones de hectáreas y, si el clima acompaña, el país aspira a superar los 20 millones de toneladas producidas. De esa producción estimada, en el momento del anuncio los productores ya habían vendido a futuro alrededor del 30 por ciento, con lo que lograron capturar gran parte de los muy buenos precios que llegó a haber sin ningún descuento.

El 30 por ciento de la producción de la actual campaña ya estaba vendida.

El 30 por ciento de la producción de la actual campaña ya estaba vendida.

Como explica el analista de mercados agropecuarios Hernán Fernández Martínez, los presupuestos previos a la siembra se realizaron con un trigo a 170-180 dólares por tonelada, y hace pocas semanas se llegaron a negociar contratos para entrega del cereal en enero de 2019 por 230 dólares la tonelada. Los muy buenos valores empujaron a los productores a asegurar sus resultados capturando precio más temprano que en otras campañas. Para tener como referencia, a esta altura del año pasado el trigo vendido rondaba apenas el 17 por ciento. Conclusión, los productores están aprendiendo a caminar sobre terreno firme y la noticia de la vuelta de las retenciones encontró a muchos con la frente alta, al menos en lo que respecta al trigo.

Ahora, el precio que se paga a los productores por ese cultivo ya tiene implícito el descuento de 4 pesos por dólar que deberán pagar las exportadoras a la hora de embarcarlo, pero aun así, la cifra ronda los 190 dólares por tonelada y es más que atractiva, por lo que Fernández Martínez sigue alentando la captura de precios para asegurar resultados. Habrá que esperar para ver cómo impacta el esquema en las decisiones de la próxima campaña, pero para eso falta mucho.

Un párrafo aparte merecen las empresas exportadoras que, rápidas de reflejos aprovecharon la filtración de información para declarar en apenas dos días -jueves y viernes- ventas al exterior por 1.061.787 toneladas de trigo, justo antes del anuncio. A un precio promedio de 190 dólares por tonelada, lo que el Estado dejó de recaudar por las ventas de esos dos días son más de 806 millones de pesos.

Fuente: Clarin

Publicidad