13 de septiembre de 2018 02:06 AM
Imprimir

Buscan resolver la problemática ambiental de los residuos, efluentes y olores frigoríficos

El Secretario de Estado de Ambiente, Mariano Bertinat se refirió al proyecto que se realiza con fondos del Concejo Federal de Inversiones (CFI) sobre el control de los desechos de los frigoríficos. En principio y en declaraciones a Radio LU12 AM680 comentó que el proyecto tiene por objetivo la resolución de tres puntos importantes que […]

El Secretario de Estado de Ambiente, Mariano Bertinat se refirió al proyecto que se realiza con fondos del Concejo Federal de Inversiones (CFI) sobre el control de los desechos de los frigoríficos.
En principio y en declaraciones a Radio LU12 AM680 comentó que el proyecto tiene por objetivo la resolución de tres puntos importantes que mejorarían algunos aspectos de Río Gallegos. El primer punto es la sangre vertida en la costanera local, segundo los restos de animales que son llevados al vaciadero municipal y tercero solucionar el conflicto con los fuertes olores que emanan en la zona.
En este contexto, Bertinat expresó que desde la secretaría se logró que los frigoríficos recirculen la sangre reduciendo a un 80% de lo que se vertía en la ría, siendo un 10 a un 20% de sangre mezclada con agua y vertida vía cloacal.
Asimismo, sostuvo que la efectividad real de esta medida se podrá verificar cuando comience la faena entre los meses de octubre y noviembre.
Además, indicó que se le solicitó al municipio el control riguroso del ingreso de desechos sólidos (partes de animales) que sólo pueden ser ingresados al vaciadero luego de realizarles una cocción para evitar riesgos a la población.
Con respecto a los fuertes olores que se perciben continuamente en la zona de la costanera, indicó que existe una fábrica de harina de hueso y de cebo de grasa, y que ambos productos producen el olor desagradable. Ambas elaboraciones son enviadas a Buenos Aires para la realización de alimento balanceado y jabón.

Fuente: La Opinión Austral - Río Gallegos

Publicidad