27 de octubre de 2018 10:50 AM
Imprimir

“No estamos de acuerdo con el proyecto del gobierno de modificación de la Ley de Semillas”

En la provincia de Chaco se llevó a cabo el seminario regional “Agrobiotecnología, propiedad intelectual y políticas públicas”, donde distintos referentes debatieron e hicieron propuestas sobre estas temáticas.

El viernes 19 de octubre, en la Escuela de Educación Agropecuaria 13 “Ingeniero Agrónomo José Alberto Ruchesi, ciudad de Resistencia, tuvo lugar el seminario “Agrobiotecnología, propiedad intelectual y políticas públicas”, organizado por la Fundación Germán Abdala y la Fundación Friedrich Ebert.
El evento tuvo el objetivo de entablar lazos entre referentes de distintos ámbitos vinculados a la agrobiotecnología, la propiedad industrial y las políticas públicas y de actualizar el estado de los debates públicos vinculados a estas temáticas. Participaron investigadores, profesionales, productores, organismos provinciales y municipales y representantes de la Universidad Nacional del Nordeste.
También estuvo presente el intendente Jorge Capitanich, quien afirmó que “las condiciones globales actuales exigen a los gobiernos una regulación adecuada de las patentes, de manera de contrarrestar las políticas hegemónicas que buscan atacar la autonomía de los países”.
En la apertura del seminario estuvieron presentes Aldo Casella, abogado especialista en Derecho Agrario, y Javier Rodríguez, ex secretario de Coordinación de la cartera nacional de agricultura.
“Que quede claro: no estamos de acuerdo con el proyecto del gobierno de modificación de la Ley de Semillas”, afirmó Rodríguez, y agregó que limitar el uso propio de la semilla por parte de los productores va a generar todavía una mayor concentración en el mercado de provisión de semillas. “Hoy los productores, ante un precio de la bolsa de semillas que consideran excesivo tienen la posibilidad de producir con sus propias semillas”. “Esa sola posibilidad, hace que el precio del insumo no aumente tanto. Si se la limita, entonces la bolsa de semillas va a aumentar todavía más”.
Rodríguez, de formación economista, señaló que ya hoy la producción de este insumo está sumamente concentrada, y además indicó que al existir acuerdos entre los desarrolladores de los eventos transgénicos y algunos fitomejoradores, la producción en los hechos queda monopolizada. Como resultado, afirmó “por las semillas pretenden cobrar regalías excesivas a los productores locales”.

En medio de las controversias sobre los derechos de propiedad intelectual, Rodríguez afirmó que las patentes tienen un lapso de duración de 20 años. “El evento de resistencia al glifosato fue autorizado en marzo de 1996, por lo cual cualquier pretensión de regalía vinculada a un derecho de patente -aunque como se sabe no se patentó- venció en el 2016”. Con respecto al evento de resistencia a leptidópteros (o Bt como se lo conoce habitualmente), indicó que “las patentes reclamadas por la empresa también, al 2018, ya están vencidas”. Por eventos apilados no puede pretenderse una duración mayor de la regalía, ya que como su nombre lo indica se trata únicamente de la utilización de uno y otro evento, cada cual con su lapso de exclusividad. Por lo tanto, “en la actualidad son de uso público” indicó.
Además, en el seminario se debatió sobre las estrategias para el desarrollo científico y tecnológico en estos temas en el país y el rol de la ciencia y la tecnología en la soberanía alimentaria y tecnológica.

Fuente: El enfiteuta

Publicidad