15 de diciembre de 2018 12:30 PM
Imprimir

Merkel: El presidente electo de Brasil Jair Bolsonaro puede obstáculizar la firma del acuerdo UE – MERCOSUR

El presidente francés, Emmanuel Macron, durante su visita a la Argentina, advirtió que París no rubricará el pacto entre los bloques si Bolsonaro cumple su amenaza de denunciar el Acuerdo de París sobre el cambio climático

El demorado acuerdo entre la Unión Europea (UE) y el Mercosur tendrá dentro de poco un nuevo obstáculo, según la consideración de Angela Merkel . La canciller alemana sostuvo que el presidente electo brasileño, Jair Bolsonaro , dificultará la firma del tratado comercial, tema que fue analizado la semana pasada por los diplomáticos del bloque sudamericano.

Merkel comentó durante un encuentro con parlamentarios alemanes que la llegada del dirigente ultraderechista al poder, el 1° de enero próximo, tornará “más difícil” la firma de un acuerdo de libre comercio.
En consonancia con la línea política del presidente norteamericano, Donald Trump , Bolsonaro se mostró en varias oportunidades como un enemigo de las organizaciones multilaterales, y dijo que durante su gobierno favorecerá las relaciones bilaterales más que el compromiso con grupos multilaterales, como el Mercosur.

El recelo de Merkel por la posibilidad de un acuerdo se suma al que expresó hace diez días el presidente francés, Emmanuel Macron , durante su visita a la Argentina, en la que advirtió que París no rubricará el pacto entre los bloques si Bolsonaro cumple su amenaza de denunciar el Acuerdo de París sobre el cambio climático , otra medida en la que el brasileño prometió alinearse con Trump.

Además, en una entrevista con la nacion, Macron había adelantado también sus temores sobre el acuerdo UE-Mercosur.

“Brasil suscita preocupaciones fuertes. Es probable que tenga repercusiones sobre las discusiones comerciales entre el Mercosur y la UE. En todo caso, estoy convencido de que Francia y la Argentina se comprenden en este sentido y favorecerán un acuerdo equilibrado”, dijo.

Las tratativas para la creación de un área de libre comercio comenzaron hace casi dos décadas, en 1999, y el año pasado el presidente saliente de Brasil, Michel Temer, prometió lograr un acuerdo durante el semestre en el que su país asumió el liderazgo pro tempore del Mercosur.

Pero la promesa no se materializó y 2017 fue un año de pocos avances en las negociaciones, tema que fue analizado la semana pasada por los cancilleres del Mercosur reunidos en Brasilia. Los ministros de Exteriores prometieron volver a tratar el asunto la semana próxima en Montevideo, durante la cumbre semestral del Mercosu

Tras la advertencia de Merkel, el ministro de Agricultura saliente de Brasil, Blairo Maggi, dijo que el Mercosur está listo para cerrar un acuerdo comercial con la UE, pero señaló que la firma se retrasa porque los europeos no quieren sellar el pacto.

“Brasil flexibilizó lo que podía. Tienen acceso a nuestros mercados, el sector agrícola [se flexibilizó] incluso en perjuicio de algunos sectores domésticos”, afirmó Maggi. “El Mercosur y la UE no tienen un acuerdo no porque el Mercosur no lo quiera, sino porque la UE no quiere”, agregó.

Una fuente diplomática brasileña dijo a la agencia Reuters que ya se lograron resolver importantes asuntos, como la cuestión de los automóviles y la agricultura, pero que las reglas de origen de los productos sigue siendo un punto de fricción.

En forma paralela, la Eurocámara aprobó un ambicioso acuerdo comercial entre la UE y Japón, presentado como un “símbolo” positivo frente al proteccionismo de Trump y la crisis política vinculada al proceso del Brexit.

Los eurodiputados reunidos en Estrasburgo aprobaron este acuerdo comercial que entrará en vigor el 1° de febrero próximo y que la UE presenta como “el más importante del mundo”.

“Es un símbolo, una señal”, celebró la comisaria europea de Comercio, Cecilia Malmström. “Demuestra que nosotros estamos a favor de un comercio abierto, pero regulado”, agregó.

La conclusión de este acuerdo permite a la UE reforzar su papel de adalid del libre comercio, cuando el multilateralismo está más cuestionado que nunca por Estados Unidos y cuando el escenario de un Brexit sin acuerdo preocupa a los europeos.

Noticias AgroPecuarias

Fuente:

Publicidad