6 de agosto de 2012 13:50 PM
Imprimir

El Frigorífico Gran Chaco inicia la faena en Puerto Tirol

El proceso de reactivación de la planta se realiza a través de una intervención del Estado, además de mantener las fuentes laborales, se busca sumar valor agregado, con mejor faena vía industrialización.

Jorge Capitanich anunció que este lunes 6 de agosto, “tras la correspondiente inscripción y certificación del contrato, el Frigorífico Gran Chaco, ex Toba, va a poder operar la planta”. Además, informó que la empresa contará con 168 trabajadores dados de alta, y que dicha cifra, podría ser mayor en las próximas semanas podrían ser más.

Junto a un grupo de trabajadores del frigorífico; el ministro de Industria y Empleo, Sebastián Agostini; el
intendente de Puerto Tirol, Hugo Sager; el presidente de la Fiduciaria del Norte, Patricio Fiorito; el subsecretario de Trabajo, Roberto Medina; y dirigentes gremiales y delegados de los empleados, anunciaron la reactivación del ex frigorífico Toba.

El proceso de reactivación de la planta, se realiza mediante una intervención del Estado, a través de un fideicomiso de gerenciamiento, que permitirá garantizar puestos laborales y la faena, tanto para abastecer el mercado interno como para la exportación.
“El anuncio es muy importante. Para el 6 de agosto, tras la correspondiente inscripción y certificación del contrato, el fideicomiso va a poder operar la planta”, manifestó Capitanich.

Ya fueron liquidados los haberes de los ex trabajadores del Toba, y a su vez a la gran mayoría de ellos se los dio de alta para que trabajen en el nuevo establecimiento.

“Friar no faenaba desde noviembre y tras intentos fallidos para propiciar la continuidad desde el punto de vista de la producción cárnica a través de faenas y ante reiteradas negociaciones, a fines de abril se decidió que el Fideicomiso de Integración Estratégica de la Cadena Cárnica lleve adelante al operación del frigorífico”, recordó.

El objetivo es lograr las metas primordiales como son: la preservación de los puestos de trabajo de la planta y la reactivación de la faena, resguardando el abastecimiento del mercado interno y el de exportación.

Capitanich recordó que el Decreto 1375/12 aprueba el plan de negocios para a ejecutar las actividades a través del fideicomiso y también dispone de un incremento patrimonial de 20 millones de pesos. “La idea central es fortalecer
la estrategia para el procesamiento de animales de faena, abastecer el mercado provincial regional y generar la competitividad necesaria para producir nuestro mercados externos”, destacó.

Con toda la capitalización derivada de la tasa de rentabilidad del frigorífico se pretende “mejorar instalaciones e inversiones que nos permitan tener una industria cárnica muy competitiva, por ejemplo que el bueno uso de la genética”, agregó.

El objetivo es sumar valor agregado, con mejor faena vía industrialización. Se apunta a seguir mejorando el desarrollo de los subproductos, “por ejemplo, así como se realiza la producción de grasa bovina y de hueso, podemos llegar al procesamiento de sangre. A su vez queremos trabajar para la producción de cueros que puede realizarse en diversos mercados e industrias”.

El funcionamiento de la planta permitirá abastecimiento del mercado interno, con la colocación en diferentes supermercados de cortes populares de alta calidad a precios promocionales bajo el marco de la Ley Federal de Carnes. Esta operatoria comercial permitirá bajas de hasta el 20 por ciento en los precios finales de los cortes a los consumidores.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: Agromeat

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *