15 de agosto de 2012 12:23 PM
Imprimir

Cristina con John Deere

La Presidenta recibió al vicepresidente mundial de equipos para cuidados de cultivos de John Deere, Aaron Wetzel. La acompañaron la ministra Débora Giorgi y el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno.

La Presidenta recibió en Olivos al vicepresidente mundial de la plataforma de equipos para cuidados de cultivos de John Deere, Aaron Wetzel, junto a un grupo de ejecutivos de la empresa. La acompañaron la ministra Débora Giorgi y el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno.

Luego del acto que encabezó esta mañana en el salón de las Mujeres Argentinas del Bicentenario en el que mediante videoconferencia inauguró dos nuevas líneas de producción de fabricación argentina de tractores y de cosechadoras de la empresa John Deere, la Presidenta recibió en la residencia presidencial de Olivos a ejecutivos de la empresa de origen estadounidense.

La compañía inició la producción local de tractores y cosechadoras, que antes se importaban desde India, México y Brasil.

El proyecto, que demandó $ 598 millones y generará 300 puestos de trabajo, permitirá sustituir importaciones por u$s 120 millones y generará exportaciones por u$s 155 millones al año, destinadas a mercados de la región.

La fábrica, ubicada en Granadero Baigorria, en las afueras de Rosario, adquiere capacidad para producir siete tractores y cuatro cosechadoras por día y, además, se está ampliando la planta de motores diesel para llegar a las 25.000 unidades al año en 2013 (56% más que hoy).

De la audiencia con Cristina participaron por John Deere el vicepresidente mundial de la plataforma de equipos para cuidados de cultivos, Aaron Wetzel; el presidente para Argentina, Antonio García; el vicepresidente para América Latina, Paulo Hermann; el director de asuntos corporativos para América Latina, Alfredo Miguel; el director de finanzas de John Deere para América Latina, Airton Luis Rohde, y el gerente de relaciones institucionales en Argentina, Martín beyries.

Los empresarios entregaron a la Presidenta un obsequio, réplica de un tractor de la empresa, realizado por un artesano local de Granadero Baigorria, confeccionado con partes de los elementos de las máquinas que se producen en la Argentina.

Además de la ministra de Industria, Débora Giorgi, acompañó a la Presidenta el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno.

En esa línea, Juárez recordó que los órganos de controlar de la provincia “siempre estuvieron a cargo de personas que no tenían relación directa ni indirecta con quien gobierna”. “Es sumamente importante mantener esta tradición e historia que nos enaltece a los habitantes del territorio bonaerense”, sostuvo.

“Para eliminar cualquier sospecha, se debería a designar un representante insospechado de dejar pasar cualquier anormalidad en la gestión. De no ser así, Scioli estaría tomando los peores ejemplos del Gobierno Nacional, como cuando quiso nombrar a un procurador, íntimo de Amado Boudou”, advirtió.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: LPO

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *