17 de agosto de 2012 16:38 PM
Imprimir

Productores ganaderos preocupados por la proliferación de vicuñas

Durante el año 2010 se llevaron a cabo los primeros encuentros para la formulación de la propuesta del Plan de Manejo y Conservación de la Vicuña, requerido por la Ley 5634. El diputado Jorge Rizzotti, autor de la iniciativa legislativa, y su equipo participaron de los talleres que tuvieron lugar en La Quiaca y Susques, junto a miembros de las comunidades indígenas, productores y especialistas de la Dirección Provincial de Políticas Ambientales y Recursos Naturales.
Hasta el día de la fecha, esa ley que fue sancionada por la Legislatura sigue sin reglamentarse.

Las comunidades de la puna tienen el mayor de los ánimos para poder esquilar las vicuñas dentro de un marco de conservación de los animales y de desarrollo sustentable para sus regiones. Este sábado se realizará un nuevo el encuentro con modalidad de taller para la formulación de la propuesta del Plan de Manejo y Conservación de la vicuña.

Actualmente los productores lidian con la excesiva proliferación e la vicuña a partir de la ley que prohíbe su caza.

Marcos Sullca, productor ganadero de la zona de Rinconada, comentó a Radio 2 que “este tema es de larga data, desde que una ley nacional prohibió la caza de la vicuña se han venido multiplicando las majadas de vicuñas. Entonces llega un momento del año (septiembre, octubre y noviembre) en que hay escasez de pasto y agua para el animal, entonces se porfea donde la gente hizo mejoras: en los potreros, sus aguadas en busca de agua, ocasionando daños porque se comen el pasto, rompen los potreros, los alambrados y los postes”.

“Además la gente percibe que la vicuña anda enferma de la sarna y le contagia a la llama, que es productor nuestro, lo que ocasiona gastos para comprar los antiparasitarios y toda esa cuestión”, señaló.

En este sentido, Sullca especificó que “nosotros hicimos una nota al Ministerio de producción y a Medio Ambiente, al final estamos teniendo respuestas. La nota se hizo hace rato con el trabajo del concejal Ángel Marcelino Llampa, conjuntamente con la vocal Marta Pérez, que han venido trabajando en cuestiones en las cuales yo los acompañaba porque yo también vengo trabajando en el tema de la vicuña desde hace varios años”.

“Ahora hemos logrado dialogar con el doctor Luis Rivera, que es el director de biodiversidad, donde él tiene un plan de manejo y conservación de la vicuña en la silvestría, y más si está la ley de esquila de la vicuña. Todo esto está previsto para el día sábado 18 de agosto en el Casino Grande, donde se va a iniciar una reunión informativa para hablar y solucionar el tema”, dijo.

Contención del crecimiento de la vicuña

Además, el productor ganadero puntualizó que “nosotros entendemos que la Provincia y el Estado nacional, que son los dueños de la vicuña, se han descuidado un poco en hacer la infraestructura necesaria para la contención del crecimiento de la vicuña”.

“Hace tres años aproximadamente, la Legislatura sancionó una ley a través del diputado (Jorge) Rizzotti sobre la esquila y la conservación de la especie que nos vino bien, pero que también le falta una reglamentación a la misma”, sostuvo.

Y agregó que “nosotros estamos apurando el poder ver un sistema armónico y que se haga un aprovechamiento integral de la producción de la fibra para los productores ganaderos, puesto que ya han venido ocasionando daños, gastos y malestar”.

“Sabemos que este animal ha proliferado en una cantidad innumerable en la silvestría, por allí también estos animales aparecen muertos por sí solos por la enfermedad que portan que es la sarna”, señaló.

Sullca indicó además que participó en varios congresos y experiencias de Perú, Bolivia y Ecuador. “Ellos están más organizados desde las comunidades locales. Nosotros también tenemos en la localidad de Rinconada las comunidades locales, pero estamos desinformados porque el Estado no nos bajó la información y nosotros los productores tampoco la hemos buscado”.

Productores afectados

En cuanto a los productores de la zona que se ven afectados por esta problemática, Sullca mencionó que “en la zona de Rinconada, hay más de 500 productores con terrenos propios, pero también hay gente viviendo en terrenos fiscales. La cría de llama y de oveja no multiplicó mucho porque la gente los va faenando para el consumo de su carne y también para la venta al mercado y solventar con ello; en cambio, a la vicuña no se la puede matar por una ley nacional, entonces ha proliferado un montón”.

“Las experiencias que tienen Perú y otros países nos muestran que las comunidades se juntan y hacen las comparsas de esquila y ellos son los responsables de vender. Hay convenios internacionales firmados y ellos los aprovechan integralmente. El Estado les da una mano pero los productores los esquilan y cuidan a los animales y vender la lana”, contó.

Finalmente añadió que “esto se podría hacer tranquilamente en la zona de Rinconada pero no estábamos autorizados porque respetábamos la ley nacional y a ley de la esquila”.

“Es importante armar una red, porque el problema de la vicuña está en toda la Puna, no solamente en Rinconada”, concluyó.

Fuente: Jujuy al momento

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *