18 de agosto de 2012 23:52 PM
Imprimir

Argentina identificar a los vacunos con caravana Uruguay con chip . . .

En Uruguay, el sistema nacional de trazabilidad es en base a la identificación electrónica. En la Argentina aún se utilizan las caravanas visuales.

Una firma de insumos intenta imponer el chip electrónico como sistema de identificación de vacunos que, en Uruguay, es un programa de orden nacional.
     Desde el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) aún no está reglamentada la incorporación de la identificación electrónica como sistema nacional.
     Así lo explicó Raúl Galeano, a cargo del área de Identificación electrónica y asesor técnico comercial de la firma Villa Nueva SA, de Villa María, en Córdoba.
     “En Uruguay, su sistema nacional de trazabilidad es en base a la identificación electrónica”, explicó.
     Mientras que en 2003 recién en la Argentina comenzó a hacerse un plan de trazabilidad para los animales con destino a la exportación y, desde 2007, hay un plan nacional donde se generaliza el uso de la identificación con caravanas visuales, tarjeta y botón para todos los animales.
     La trazabilidad, para Galeano, implica –en cierto modo– reconstruir la historia por todos los lugares o procesos que tuvo ese animal.
     “Ya sea para el seguimiento sanitario, si tenés alguna acción que hacer desde lo sanitario, sabés que estuvo en tal campo, en tal momento, con qué otros animales participó en remates y ferias y dónde están estos ahora. Esto sería de algún hacer un seguimiento rastreable de los animales”, dijo.
     En la caravana visual está la Clave Unica de Identificación Ganadera (CUIG) del productor.
     “Además, un número de manejo del animal, una letra abajo grande y un número muy chico que es un dígito de control”, agregó, mientras que, en un sistema electrónico, se puede chequear por computadora que los números están bien ingresados.
     El sistema electrónico permite a campo mediante un bastón comprobar que la información es fidedigna y limitar lo que ocurre actualmente, en que se genera documentación de tránsito de animales donde se cometen muchos errores.
     “Ahí es donde interviene la identificación electrónica para asegurar que la captura del dato de identificación animal no haya las actuales fuentes de errores; entonces, se soluciona mediante un chip que puede estar en un dispositivo que iría colocado en una oreja, como la caravana electrónica tipo botón, el cual se lee a una determinada distancia”, aclaró.
     “El bastón va pasando por arriba de la manga leyendo y se pone la luz verde cuando detecta el chip”, explicó.
     Otra posibilidad es el panel fijo.
     “A todos los animales que pasan delante del panel les va leyendo la caravana”, dijo. Actualmente, se utiliza de manera privada en establecimientos bovinos para recoger datos que mejoran la gestión de la empresa agropecuaria (NA).

Fuente: Agromeat

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *