22 de agosto de 2012 21:07 PM
Imprimir

Aceites : Mejoran los precios internacionales

Mientras todos los indicadores juegan a favor del girasol, ASAGIR continúa con su programa de jornadas de actualización. En el norte provincial, la falta de humedad sigue demorando la siembra.

En su último informe, el asesor técnico de la entidad Jorge Ingaramo, detalló que aunque se retrasa la siembra de girasol en el Nordeste argentino por falta de humedad, se espera una buena intención en esta región y 2 millones de hectáreas implantadas a nivel nacional (8 % de suba anual). Además, el USDA estima una producción local de 4 millones de toneladas y, a nivel internacional, se recupera la trayectoria alcista en los valores de los aceites, siendo más estrecha la situación de mercado para el de girasol, a raíz de nuevos recortes en la producción de Rusia. Todos los indicadores son favorables, incluida la demanda de importaciones para consumo alimentario de la Unión Europea.

La nueva campaña

Para el MINAGRI, en el Informe Semanal de Estimaciones del 9/08/12, se habían implantado 50.000 hectáreas de girasol en la provincia de Chaco, un 15% de la intención, que rondaría las 330.000 hectáreas. Hay escasa humedad superficial, lo que exige mayor profundidad de siembra.

Para la Bolsa de Cereales -datos del mismo día-, la falta de humedad limita las coberturas en el Nordeste del país. Ya se encontraría cubierto a nivel nacional el 6,3% de las 2 millones de hectáreas estimadas, tentativamente. Se implantaron algo más de 125.000 hectáreas y se lleva un retraso de 2,2 puntos respecto de la campaña anterior. La falta de humedad es similar a la ocurrida en la última campaña, cuando se recuperó hacia fines de agosto.

En la región NEA se habría logrado cubrir algo más del 25% del área girasolera, en la cual se prevé un importante crecimiento. Se esperan precipitaciones para los próximos días, lo que activaría el proceso de siembra.

En el Centro-Norte santafesino, se estima un crecimiento de área de menor magnitud que el de Chaco, aunque se dispone de mayor humedad en los suelos. En el Norte pampeano y Oeste bonaerense, las condiciones hídricas son buenas y las labores de implantación comenzarían en un mes. En las dos zonas mencionadas en último término, se espera un leve crecimiento del área.

El Informe del USDA

La disminución en la producción de oleaginosas a raíz de cuestiones climáticas es, una vez más, la principal noticia. La producción mundial de soja fue recortada en 6,7 millones de tn. (respecto a Julio), en tanto la de Estados Unidos lo fue en 9,7 (de 83 a 73,3 M de t). También hay una estimación a la baja en la oferta rusa de girasol, debido principalmente a la seca de hace algunos meses. La estimación de la producción mundial de las siete principales oleaginosas revela una merma mensual de 8,45 M de t, de las cuales 6,7 corresponden a soja y 0,84 a maní.

Si la comparación se efectúa con el cierre de la campaña anterior, la producción total crecería 4,8%, previéndose para la oferta de girasol una declinación del 6,8%. Pese a la seca norteamericana, la oferta mundial de soja todavía es superior en 10,4% a la de 2011/12, de sequía en el Cono Sur. Por su parte, las producciones de canola y maní crecerán, ambas, al 2,1%.

Así, la producción total de los nueve aceites crecería 1,2% interanual, mientras que el consumo lo haría al 2,8%, con lo cual las existencias finales bajarían un 15,4% (2,1 M de t).

Particularmente, como se dijo, la producción de aceite de girasol caería 3%, mientras que la demanda subiría 4,7% y se requeriría un 7,1% más de importaciones. La baja en las existencias finales rondaría el 10,7%. La situación en girasol es la de mayor estrechez relativa, en la comparación interanual.

El USDA mantiene una estimación de 4 M de t en la producción argentina de grano de girasol. La oferta mundial total caerá 6,8% (2,7 M de t; de 39,1 a 36,5). Nuestros tres competidores producirán menos que el año anterior: Rusia pasará de 9,6 a 7 M de t (27% de merma), mientras que Ucrania y la Unión Europea experimentarán caídas del 3,3 y 8,8%, respectivamente. Consolidando los números de los tres, la merma es de 3,7 M de t, es decir un 13,3%. Como se ve, todos los indicadores reales son alcistas, pese a la situación de debilidad en que se encuentra la economía mundial.

 

 

Precios y mercados

Los precios mundiales de los aceites en Rotterdam, que habían caído en junio, se recuperaron en julio. Las subas promedio intermensuales fueron de 5,5; 5; 2,6 y 2,3% para los aceites de girasol, soja, palma y canola, respectivamente. El valor de nuestro aceite presentó, durante julio, primas promedio de 1,5 y 3,8% con respecto a los de soja y canola. Nótese que el fuerte ajuste en los precios corrientes del grano de soja no se trasladó de manera proporcional a los valores de los aceites. En la comparación interanual, los precios en Rotterdam han bajado para los cuatro principales aceites (aquí sí se ve la menor caída en el de soja): 7,3%; 11,8%; 12,2% y 12,9%, para los de soja, palma, girasol y canola, respectivamente. El cierre de nuestro aceite en Rotterdam, para las posiciones de octubre a marzo, es de 1280 U$S/tn, con primas (para octubre) del 6,6 y del 4,1% sobre los de soja y canola. El MINAGRI estimó valores FOB para los aceites de soja y girasol de 1200 y 1150 U$S/tn, con caídas interanuales del 0,8 y del 7,3%, respectivamente. En los últimos días hubo cierta demanda en los mercados disponibles locales, principalmente en los destinos río arriba (1380 $/tn por mercadería en Rosario). Es menor el interés en las fábricas de la provincia de Buenos Aires y en los destinos portuarios del Sur bonaerense. Se escuchan valores forward para girasol – marzo, en torno a los 300 U$S/tn. Como se ve, prácticamente similar a la citada cotización, en pesos, del disponible Rosario.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Fuente: El Litoral

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *