23 de agosto de 2012 22:12 PM
Imprimir

Indagan sobre las descargas del merlucero Harengus

En una de las recientes sesiones del Consejo Federal Pesquero, el representante de la Provincia del Chubut, Juan Carlos Bouzas, solicitó a la Autoridad de Aplicación un informe sobre las descargas de los buques pesqueros con puerto de asiento en dicha provincia, del período comprendido entre el 01/01/2012 y el 02/08/2012, con especial referencia al buque pesquero Harengus (MN 0510).

El motivo de fondo es constatar el volumen de capturas y descargas realizadas en Puerto Madryn, donde el buque congelador arrastrero tiene asignado puerto base y verificar el nivel de cumplimiento que ha realizado en cuando a la reglamentación del sistema de cuotificación ya que el armador que recibió la concesión estatal de la cuota de merluza debe privilegiar el puerto de asiento donde tiene registrado el barco para realizar allí los desembarques de materia prima. Como se recordará, se denomina “puerto base” de un buque pesquero a aquel donde se determinó que, en los cinco años anteriores a la cuotificación, se había operado el setenta por ciento de las descargas.

El año pasado, las cámaras empresarias marplatenses intentaron que el Consejo Federal Pesquero adoptada modificaciones dentro del Régimen de Cuotas Individuales Transferibles de Captura para que se diera lugar al “libre cambio de puerto de asiento” a los buques, argumentándose que por tratarse de capturas hechas en aguas nacionales podría desembarcárselas en cualquier puerto nacional, o ante una venta o transferencia del barco se pudiera darle otro puerto como base, pero finalmente esto no prosperó y se mantuvo el concepto original.

El argumento de quienes impulsaban los cambios era que se planteaba una restricción en las transferencias al considerar que se veían condicionados con ese requisito, pero finalmente prevaleció la postura de las provincias que sostuvieron que el espíritu de la norma cuando se acordó la cuotificación es que no se trataba de una transferencia de titularidad de las cuotas, sino que es una concesión que el Estado les dio por el término de 15 años.

La situación del buque congelador merlucero Harengus (MN 0510), hoy bajo el control de la empresa Antonio Baldino e Hijos, es considerado un caso testigo sobre el desarrollo y evaluación del proceso puesto en marcha en 2009 respecto de la asignación de cuotas de captura, y en ese marco, Chubut sostendrá ante el CFP que se dé cumplimiento al requisito de puerto base y de privilegiar las descargas en el mismo.

Hay coincidencia de que la cuota es una concesión, no es una propiedad intrínseca para la empresa que pueden hacer con ella lo que quieren, sino que deben cumplir determinadas condiciones, la misma puede ser transferida, pero deberá mantenerse el puerto base, esa fue la idea fuerza que ha prevalecido en el seno del Consejo Federal.

El barco en cuestión era la nave insignia de la malograda empresa Harengus SA, que fuera declarada en quiebra hace una semana, y fue vendido hace dos años a la marplatense Antonio Baldino e Hijos. Cuando ello ocurrió, en Puerto Madryn se planteó que se estaba frente a la fuga de un volumen importante de cuota de merluza que dejaría de ser desembarcada en ese puerto, pero luego las autoridades nacionales pesqueras indicaron que en ese sentido no debían existir alteraciones.

La reciente solicitud de un informe detallado sobre los desembarques, tanto en volumen, como en los lugares que se efectivizó, pedido por el representante de Chubut en el CFP a la Subsecretaría de Pesca de la Nación obedece precisamente a esta cuestión a fin de verificar el cumplimiento de las exigencias enmarcadas en la cuotificación.

Después de varios meses fuera de Puerto Madryn, se pudo observar este fin de semana en la rada del Golfo Nuevo al merlucero Harengus, que vale recordar cuenta con la asignación del 1,818 por ciento de la captura máxima permisible de merluza hubbsi (Merluccius hubbsi) y el 1,51 por ciento de la captura máxima permisible de merluza de cola (Macruronus magellanicus).

Fuente: Revista Puerto

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *