3 de septiembre de 2012 10:05 AM
Imprimir

Cristina le dio un tirón de orejas a Emilio Pérsico y defendió a la CANPO

La presidenta remarcó el mérito de la corriente agraria oficialista cuya “identidad” busca preservar. Internas en agricultura.
El flamante subsecretario de Agricultura Familiar, Emilio Pérsico, recibió el primer coscorrón de la Presidenta Cristina Fernández de Kirchner se comenta en los pasillos de agricultura.

El líder del movimiento Evita asumió en reemplazo de Guillermo Martini a quien por un enroque se lo puso al frente del Renatea el nuevo organismo que sustituyó al Renatre disuelto por la nueva ley del peón rural sancionada a fines del año pasado.

El “corcho” Martini, un hombre de larga trayectoria en el cooperativismo y que responde a la cuñada de la Jefa de Estado, Alicia Kirchner, fue el más entusiasta impulsor de la Corriente Agraria Nacional y Popular (CANPO) organización que se erigió como una respuesta política, social y técnica a la Mesa de Enlace de las entidades tradicionales del ruralismo: FAA, SRA, CRA y Coninagro.

La misma Cristina avaló con su presencia la presentación de la CANPO en sociedad desde un acto multitudinario en el Luna Park al que asistió El Enfiteuta, desde donde impulsó y estimuló la participación política de los postergados del agro meses antes de las elecciones primarias de octubre. 

La CANPO resulta hoy una especie de movimiento agrario de raigambre peronista tan amplia y abarcativa como el propio peronismo pero que toma la identidad en el proyecto oficialista, sin dejar de lado sus propias propuestas de corte netamente intervencionista en materia productiva y comercial.

Justamente el lanzamiento realizado en abril de 2011 en el Luna, fue luego de una postergación del acto que se realizaría en Mar del Plata el 29 de octubre de 2010, y que iba a contar con la presencia y el apoyo de Néstor Kirchner pero el deceso del entonces diputado nacional y ex presidente dos días antes motivó su aplazamiento.

Luego de conocida la sunción de Pérsico en reemplazo de Maritini, no faltaron los que dieran por terminado el proyecto de la CANPO. Pero quien se puso firme en la defensa de la Corriente Agraria oficialista, fue nada menos que la Jefa política del proyecto “nacional y popular”.

Según trascendió Cristina respaldó a la CANPO en presencia del propio Pérsico y recomendó “no andar creando otras estructuras”. Para la presidenta “la CANPO cumplió un rol fundamental en la defensa del gobierno y tiene que seguir con esa identidad”, por lo cual es de esperar que haya CANPO para rato.

Pero no fue esa la única arremetida que debió sufrir Pérsico en su arribo a los pasillos del edificio de Paseo Colón al 900. A poco de asumir, el ministro de Agricultura sacó la Resolución 621 mediante la cual traspasa el programa de los pequeños y medianos productores, con recursos de alrededor de 100 millones de pesos, al área de Haroldo Lebed, Secretario de Coordinación Político Institucional y Emergencia Agropecuaria.

El hombre del movimiento Evita, se cuenta, amenazó con directamente renunciar lo que habría desencadenado en un escándalo difícil de explicar para el gobierno, pero mucho más complejo de justificar para el propio Norberto Yauhar. 

La calma llegó, según fuentes de El Enfiteuta, luego de que el ministro asegurara a Pérsico que la administración de los fondos, alrededor de la mitad del presupuesto del área que manejará el nuevo subsecretario, continuará bajo su órbita.
Fuente: El Enfiteuta

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *