4 de septiembre de 2012 14:27 PM
Imprimir

Para Amuchástegui, “el precio récord de la soja tenderá a estabilizarse

La soja alcanzó la semana pasada el precio récord en Rosario de $2.000 la tonelada. Si bien sobre el viernes la cotización aflojó, la expectativa en el mercado está puesta entorno a si los valores encontraron su techo o no todavía. “Estos precios récord son excepcionales, pero también coyunturales. Están explicados en el impacto de […]

La soja alcanzó la semana pasada el precio récord en Rosario de $2.000 la tonelada. Si bien sobre el viernes la cotización aflojó, la expectativa en el mercado está puesta entorno a si los valores encontraron su techo o no todavía.

“Estos precios récord son excepcionales, pero también coyunturales. Están explicados en el impacto de la fuerte sequía en los Estados Unidos y también en zonas de Asia y Europa. Pero, por el contrario, hay perspectivas de una cosecha muy buena en Sudamérica y por eso en cuanto llegue al mercado la oferta de Brasil, Argentina y Paraguay los valores se
estabilizarán y esa corrección ya la están mostrando los precios a futuro que se están cotizando en los mercados nacionales e internacionales”, señaló a punto biz el presidente de la Bolsa de Comercio de Rosario, Cristián Amuchástegui.

¿Y qué perspectivas ve con el trigo y el maíz?, preguntó punto biz

Hay que reconocer y resaltar que las últimas medidas que tomó el Gobierno nacional para el trigo y el maíz fueron buenas porque reanimaron los mercados y disminuyeron la brecha que existía entre los precios de los mercados y la capacidad teórica de pago. Hay que destacar el cambio sustancial que hubo en la asignación de los ROEs de trigo y maíz en el país durante los últimos meses, con la modificación del sistema de cuotificación por empresa exportadora en función de los volúmenes históricos de exportación a disponerlos en base a la tenencia de mercadería, tanto comprada en mercados disponibles como en mercados a término. Esta medida, sumada a la liberación temprana y de una sola vez de un importante saldo exportable de trigo y maíz de la próxima campaña, se tradujo en un renacer del dinamismo de los mercados físico y de futuros de ambos productos, que posibilitó un acortamiento de la brecha entre los precios internos y el FAS teórico de la próxima cosecha.

Finalmente, como cada vez que suben los precios de los granos, se avivan versiones sobre una mayor intervención del
Gobierno en el mercado, por ejemplo vía Junta Nacional de Granos. ¿Cuál es su opinión?
No es una buena idea. Al quedar desconectado el mercado interno del exterior le costó al país muchas divisas. Cuando se implementó la Junta, a principios de los setenta, al haber precios fijos los mercados dejaron de actuar ya que no había forma de que se encuentren oferta y demanda. Y para los corredores, acopios y cooperativas la única forma de funcionar era cumpliendo funciones administrativas para las operaciones de la Junta.

Fuente: Punto Biz

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *