10 de septiembre de 2012 23:08 PM
Imprimir

Recomendaciones para la parición de vacunos

Las pariciones en vacunos vienen desarrollándose en buena forma, algunos productores consultados nos hablan de un gran porcentaje de ganados paridos y con muy pocos problemas, solo algún caso de retención de placenta.

Es bueno recordar para estos casos el procedimiento que se debe seguir para solucionar el inconveniente, hay que recordar los tiempos de las fases del parto para tener una referencia. En el caso de la placenta habitualmente se expulsa enseguida, pero si pasadas 8 horas no ha ocurrido hay que actuar.

Se debe tomar la decisión de cuándo actuar. Si la vaca  se ha apartado del rodeo para parir y han pasado 4 horas y no parió se debe intervenir, si vemos que rompió la bolsa pero si a las dos horas no asoma la mano, la cabeza o la cola se debe intervenir, si aparece la cola también hay que hacerlo ya que el ternero viene sentado.

Si habiendo roto la bolsa ha asomado el ternero pero han pasado dos horas y la vaca no ha parido también hay que intervenir.

Hay que tenerlo en cuenta y ahí se ve la experiencia del peón recorredor que si la ve de mañana  habiendo roto la bolsa y en la tarde no ha parido hay que necesariamente intervenir. 

Antes del parto siempre conviene darle un inyectable de fósforo, ya que tener bien mineralizado al ganado ayuda a evitar esas retenciones de placenta. Luego de retenida con algún inyectable se puede hacer expulsar la misma, tratar con antibióticos ya que siempre la misma se pudre y es una entrada de infecciones al animal.

Tratar de evitar tomarla con las manos, si no hubiera más remedio usar guantes, ya que se puede contagiar el humano de alguna zoonosis.

Siempre que comienzan las pariciones nace algún ternero muerto, eso es casi normal sobre todo en vacas gordas, pero no es causa de alarma, ahora si son abortos hay que investigar y saber cuántos de esos terneros mueren por aborto, y cuantos por problemas de parto para tener cifras que ayuden  a saber por qué causas se pierden esos animales.

En el tema abortos con todos los cuidados que hay que tener por el riesgo de contraer enfermedades como brucelosis, leptospirosis y alguna otra enfermedad, hay que llegar al diagnóstico para saber esas causas, en el Dilave (Dirección de Laboratorios Veterinarios) lo pueden orientar en torno al origen del problema, siguiendo las instrucciones de los veterinarios para obtener muestras, o el mismo feto enviarlo refrigerado para que lo puedan identificar. 

También para evitar esas muestras es necesario manejar muy bien el último tercio de la gestación sin falta de comida, pero sin excesos que hagan que el ternero se agrande demasiado.

Otro hecho a tener en cuenta en el tema clostridiosis es vacunar y tratar bien al ganado, tomar una fecha para hacerlo y no como ocurre normalmente que nos acordamos de vacunar cuando empiezan a morir los animales, con el valor de un animal muerto se cubre la vacuna de todo el año.

Fuente: Todo el Campo

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *