18 de septiembre de 2012 16:51 PM
Imprimir

Envíos agrícolas impulsan alza en valor del sector en los últimos diez años

CHILE : Uva de mesa y manzana fresca además del vino con Denominación de Origen, explican el incremento de los retornos. Destacó también el avance importante de los embarques de arándanos, cerezas, paltas, carne de cerdo y pasas.

Un importante impulso registraron las exportaciones silvoagropecuarias chilenas en los últimos diez años, pasando de US$ 4.785 millones el año 2001 a US$ 14.481 millones, y que representa un incremento de 202,6% más comparado con el periodo 1991-2011. Así lo indica un reporte de la Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (Odepa).

El reporte señala que los envíos registraron un aumentos sostenido entre el año 2001 y 2008, destacando especialmente el año 2003, con la firma del TLC con la Unión Europea, al totalizar cerca de US$ 6.000 millones, seguido por los Tratados con EE.UU. y Corea del Sur el año siguiente junto al de China (2006). Ocurrieron escasas interrupciones y que respondieron a las crisis económicas internacionales, como fue el año 2009 cuando retrocedieron hasta poco más de US$ 10.000 millones.

El buen desempeño de los envíos totales fue impulsado por los mayores retornos obtenidos del sector agrícola que completaron US$ 8.129,1 millones, un 209,2% mayor a lo recibido hace diez años. (US$ 2.628,7 millones).

En este rubro, sobresalieron los envíos de vino con Denominación de Origen que aumentaron 191% entre los años 2001 y 2011, con una incidencia en el alza total del 8,9% y una participación de 9,1% del total de productos exportados el año pasado.

En el caso de la fruta fresca, las uvas y las manzanas fueron las que más avanzaron: 147,8% y 181% respectivamente, teniendo una influencia en los retornos totales de 8,8%  y 4,4%. En términos de participación, las uvas son las que más destacan con el 9,9%, mientras que las manzanas alcanzan el 4,6%.

Más que destacable ha sido el desempeño de las exportaciones de arándanos pues, en una década, se dispararon 1.418,2%. Con todo, la influencia de esta especie en el crecimiento de los envíos totales fue de 3,7% y su participación alcanzó el 2,7% el año pasado.

Esa misma tendencia se dio en las cerezas: crecieron 1.207,1% en diez años, con una incidencia en el alza total de 3,1%  representando el 2,3% de los productos agrícolas exportados el año pasado. Asimismo, las exportaciones de palta avanzaron 371,9% pese a lo cual, la influencia en los despachos totales fue de 1,3%, acaparando el 1,4% del total de retornos.

Al alza se registraron las exportaciones de pasas (371% en diez años) cuyo efecto en el avance total y su participación fue reducido (1,4% y 1,2% respectivamente).

Envíos forestales

Igualmente importante fue el avance de las exportaciones forestales, el segundo de mayores ingresos, que pasaron de US$ 1.890,6 millones a US$ 5.111,1  millones el pasado ejercicio, lo que representa un alza de 170,3% más que en el periodo 1991-2001.

En este rubro, los embarques de celulosa de maderas registran el mayor crecimiento (690%) en la última década, teniendo una incidencia de 10,6% en el incremento total. En diez años, este producto aumentó su participación, acaparando el 8,1% del total exportado el ejercicio anterior.

Le siguen las exportaciones de Celulosa de coníferas que se elevó 171% en los últimos diez años y cuya influencia en los ingresos totales alcanzó el 8,9%, terminado con una participación en los envíos totales de 9,4%. El desempeño de la categoría Las demás maderas en plaquitas o partículas no coníferas, también fue sobresaliente pues, en la última década se disparó 184,1%. Así, el impacto en el alza total fue del 2,7% mientras que su participación durante este período llegó al 2,8%.

Envíos pecuarios

En menor medida pero igualmente al alza, los embarques de productos pecuarios se dispararon 366% al pasar de US$ 265,9 millones a US$ 1.240,8 millones  el año pasado, representando el 8,6% de los envíos totales. Si se consideran las cifras registradas hace veinte años, los retornos sumaban US$ 2.418,1 millones, lo que significa un avance de 498,9%.

En este rubro, notable fue el avance de las carnes de cerdo congelada (561,6%) cuya incidencia en el alza total fue de 3,2% y una participación de 2,5% de los envíos totales. También destacaron los envíos de Trozos y despojos comestibles de gallo o galli­na, congelados al avanzar 692,7% en la última década. No obstante la incidencia en el alza total y su participación fue de 1,7% y 1,3% para cada caso.

El informe destaca que en este lapso, los embarques arándanos y cerezas frescas junto a la carne de cerdo “son los que en mayor medida han contribuido a diversificar la canasta exportadora chilena del sector silvoagropecuario”, cuyo valor ha aumentado entre diez y doce veces en este periodo.

Fuente: Portal del Campo

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *